Restaurante Les marines Casa Federico en Denia
  

Restaurante Les marines Casa Federico

13
Datos de Les marines Casa Federico
Precio Medio:
34 €
Valoración Media:
5.2 10
Servicio del vino:
4.9 10
Comida:
5.9 10
Entorno:
4.7 10
Calidad-precio:
6.0 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Valenciana
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 24,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


13 Opiniones de Les marines Casa Federico

No sabíamos donde acercarnos a cenar, nos apetecía probar las famosas gambas de Denia, y como lo mejor es preguntar al que sabe, le hicimos caso a Toni, que controla la zona de pe a pa.

Local grande y prácticamente lleno, eso da mucha tranquilidad cuando no has estado nunca, nos sentamos en un mesa y tras ver la carta nos fuimos a lo típico, tópico.

Para Uxue un escalope empanado, doscientos gramos de gamba a 20€ + iva, siete gambas de tamaño medio, por supuesto ricas.

Pedimos un plato de salazones, calidad, aunque claro mu salao to, 11€+iva.

Un arroz a banda, 21€+iva, nuestro primer arroz a banda, nos gusto a los tres.

Para beber, agua y una botella del l’equilibrista a 18€+iva y un gin-tonic a 8€+iva.

En resumen una cena rica en un clásico de Denia .

Siempre ha sido una buena opción para comer un arroz en Dénia, pero últimamente están perdiendo la regularidad que les caracterizaba en el punto de cocción. Siendo la cocina y el precio el motivo de la gran afluencia de clientes, no deberían descuidarla, ya que la organización y simpatía por parte de la propietaria, brilla por su ausencia.
Buenas tapas, como les coquetes y tellinas en temporada. Cubertería, cristalería y sobre todo mobiliario, necesitan renovación.

De este restaurante poco tengo que decir. Ya había oído hablar de él y de su exquisita calidad. Y así es! Es un restaurante situado al lado de la playa que no sólo es amplio y cómodo sino que la comida es de la mejor calidad. Sólo basta probar las gambas o los arroces. Todo fresco y al punto! Una de las mejores cosas que tiene son los postres, en particular el milhojas de chocolate. Si buscas calidad y sabor de verdad! ni lo dudes!

Llevo mucho tiempo utilizando verema para consultar restaurantes y leer opiniones en el foro y llegó la hora de aportar mi pequeño grano de arena a la comunidad.

Local amplio al que no iríamos en los meses veraniegos por las aglomeraciones pero una buena opción en estas fechas.

Nos decidimos por el menú a partir de la recomendación de unos amigos y no salimos defraudados.

-Ensalada completa.Correcta.
De entrantes:
-Embutidos (chorizo,lomo, salchichón) y mojama.Bueno.
-Croquetas caseras de bacalao y pollo.Lo menos destacable pero correctas.
-Pescadito frito.Rico.
-Gamba a la plancha.Pequeña pero muy fresca.Buenísima.
Plato principal:
-Arroz a banda. Sabroso y en su punto.
Postres:
-Flan de calabaza, tarta de queso, flan de avellanas y mousse de chocolate. Todos caseros.El que más gustó fue el flan de calabaza.

Para beber 4 cervezas, agua y una botella de A Coroa 2010 (16.5 E). Muy buen godello que maridó perfectamente.El servicio consistió en abrir la botella, servir la primera copa y dejar en la cubitera.Copas Spiegelau.

Cafés y mistela(invitación de la casa).

Éramos 4 personas.El precio del menú fue de 16.5 euros sin bebida ni café. Al final 25 euros por persona.

No conozco la carta pero la opción del menú entre semana muy recomendable.

El restaurante tiene fama en la zona y la verdad es que yo no se muy bien el motivo. Uno de tantos restaurantes de salones muy grandes (parece un antiguo merendero) donde sirven las típicas tapas “playeras” y luego un arroz. Ni mejor ni peor que el resto.
Empezamos picando unos calamares, sepia y pulpo ¿a la brasa? que resulta algo seco pero tiene un intenso sabor. También un par de ensaladas; tomate, lechuga, huevo duro (lo habitual, nada especial).
Antes del arroz unas gambas a la plancha (buen sabor pero tamaño medio). Rematamos con un arroz a banda bien cocinado y correcto en cuanto a “tropezones” y fondo de sabor (sin ser destacable no estaba mal).
Para mi gusto lo mejor fue el postre, un suave hojaldre con helado y chocolate negro caliente añadido por encima.
En cuanto al vino tienen una carta amplia teniendo en cuenta el tipo de restaurante-merendero del que estamos hablando. Incluso tiene una decentes selección de cavas y champagnes (Ruinart Blanc de Blancs, L.Roederer Brut, más allá del típico Moet). Optamos por LR Brut y un vino tinto (Sta.Rosa). El servicio consiste en abrir y (a veces) dar a probar.
En cuanto al entorno, lo dicho, restaurante con montones de mesas donde (como en otros tantos locales de restauración) no se considera una opción encender el aire acondicionado aunque en la calle se superen los 35º. Para combatir el calor terminamos con unos GT que nos dejaron preparar cada uno a nuestro gusto.
Recomendable si quieres comer algo sin complicaciones pero no aporta nada especial.

Restaurante de grandes dimensiones, al que le falta algo para que funcione con más agilidad. Los tiempos de espera se alargan interminablemente.
El local caluroso, no quisimos la terraza porque hacía calor, pero es que dentro también lo hacía, a pesar del aire acondicionado, que es insuficiente.
La carta típica de restaurante de playa, entradas marineras sobre todo y paellas, carnes y pescados.
La carta de vinos me pareció lo más cuidado. Tomamos Heretat de Cesilia a buena temperatura al principio. Sin servicio de vino, solo descorche.
Tomamos "gambetes amb bledes" (camarones con acelgas), "coques de dacsa" (tortas de maíz) y sepionet a la plancha (sepieta) lo mejor de toda la comida.
De plato principal arroz negro, que tardó mucho en llegar. Nada destacable.
Sin postre.
Seguro que es mejor ir fuera de la temporada de verano.

http://www.ojoalplato.com/archives/3230

Un arroz negro notable, tras unas entradas clásicas bien resueltas. Servicio decente y trazas de querer ser un restaurante de playa sin pretensiones pero con calidad. Se nota la mano de La Seu. Para volver

Este Restaurante lo conozco desde el 2000,que fui con unos amigos a comer que ellos conocían muy bien el Restaurante y me dijeron dicho que se comía el mejor arroz de Denia y si que es cierto, yo no diría de Denia solo sino de muchos sitios de la Comunidad Valenciana… y si me gusto muchísimo al igual que las entradas que por cierto tienen una gran variedad y por cierto todas muy ricas y desde entonces he ido muy a menudo y he llevado a mucha gente y a todo el mundo le ha encantado, lo que si he notado que desde que son tan conocidos y va tanta gente flojean bastante en muchos platos ponen mucha menos cantidad en las entradas aunque si que han mejorado su presentación pero no en calidad..en este Restaurante me gustaba mucho mas hace unos añitos como lo hacían todo que como lo hacen ahora…
Lo mejor del Restaurante son los arroces la gran variedad que tienen y a ver cuál de todos esta más rico, las entradas también son bastante buenas y gran variedad, los postres deliciosos son la mayoría caseros, el flan de calabaza esta riquísimo, también tienen una buena carta de vinos precio calidad bastante bueno en general. Hay que reservar si se quiere ir fin de semana en antelación para diario no hay problema.
Lo peor de todo son los camareros, son muy antipáticos excepto un chico y una chica que si me gustan el resto los despediría a todos ,es el peor servicio de todos los Restaurantes que conozco…la verdad no entiendo como la gente no se queja mas del pésimo servicio…es una lástima porque el sitio estaría muy bien si no fuera por eso..si tenéis la suerte que os atiendan las dos únicas personas que valen y son mas simpáticas…no se si un día Pepa se dará cuenta y hará algo para mejorarlo…

Es un sitio que vamos siempre que vamos por la zona, pero bueno voy a contar nuestra última experiencia en el local.
Reservamos a comer con unos amigos el día anterior, era un martes sino recuerdo mal, nada más llegar hicieron lo de siempre, estar tan hasta la bnadera que nadie te atiende y acabas hablanso con la Pepa, la dueña, que esta contando dinero y que le cuesta levantar la cabeza de donde esta y por supuesto nunca te atiende antes de que ella le venga bien.
Nos sentarosn en una mesa de la terraza interior, pedimos unos entrantes, calamares, pescadito de la bahia y algo de verdura. El calor era sofocante acabamos la comida con 3 botellas de agua por cabeza y a pesar de ello trdaron más de 30 minutos en darnos la primera bebida.
Los primeros correctos, como siempre, bie de calidad, temperatura y cantidad. Por cierto este día no pedimos vinos pero la carta en relación-precio muy buena, lo malo el servicio del mismo, descuidado.
De segundo pedimos un arroz de verduras y caracoles, estos eran opiconales, muy bueno, eramos 4 pero salieron al menos 6 platos.
Por cierto, no gusta nada que te salpiquen el arroz con el agua de la piscina del bloque de al lado
Lo peor del sitio, que no te hacen ni caso, que la gente se va no por estar lleno sino por no ser ni siuqiera atendidos, que los camereros sudan a chorros y son mal-educados. Lo mejor la calidad-precio de la comida y que esta al lado de la playa.
Recomiendo ir un día de playa, entre semana, con el bañador mojado y sin prisa.

Fuimos recomendados un dia entre semana normal y nos pedimos el menu del dia pues la camarera (con una falta de profesionalidad tremenda)no sabia donde esconderse para decirnos que no habia menu del dia porque se habian inventado que era fiesta,que no era ninguna fiesta claro,nos pedimos a la carta unas entraditas y un arroz a banda que se podia comer pero no era para tanto, para lo que me dijeron o es que ese dia con la invencion de la fiesta lo hacian todo con mala gana.El vino bien nos pedimos un blaco chardonay que era el unico que merecia la pena y no estaba para tirar cohetes.El servicio una pena 5 camareras inexpertas para 20 personas dandose codazos.El restaurante viejo y la terraza enorme pero desagradable no estuvimos nada agusto .Seguro que en Denia hay restaurantes con mucha mas categoria y profesionalidad que este y mucha gente no los conocemos.UNA Y NA MAS SANTO TOMAS.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar