Ginebra Citadelle Reserva 2008: Roza las sensaciones añejas de un brandy, una gin bestial


Comentario
De sobra conocida la capacidad aromática de la Gin Citadelle, que algunos han tachado de excesiva, pues bien esta Reserva de tan solo 5600 botellas, donde ha reposado en barricas donde han dormido finos Cognac. Empleando la misma fórmula y método de destilación de la ginebra más antigua de Francia, que comenzó a ser elaborada en 1771 en la destilería Citadelle en Dunquerque, la Ginebra Citadelle Reserve 2008 fue destilada en 2008, y envejecida durante 6 meses en 21 barricas de coñac del Grupo Pierre Ferrand, de las cuales han salido tan solo 5600 botellas numeradas y certificadas.
Cata
Visual dorado pálido con toques ambarinos claros, en nariz expresa potencia aunque más sutil que la Citadelle convencional, más elegante, despliega un conjunto de aromas dominado por las notas de enebro, bien acompañadas por apuntes de miel y caramelo, sensaciones de tostados y torrefactos con fondo de frutos secos. En boca no resulta excesivamente seca, sabrosa, donde el alcohol está perfectamente integrado, fresco y final con notas pasificadas que recuerdan apuntes de PX.
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar