No ha pasado tanto tiempo y el vino cambia.

Aroma fino e intenso, aspectos maduros, ciruela negra, fondo resinoso, hay fruta negra en confitura, fina madera, pimienta, clavo, pequeño aspecto animal, embutido, ñora, ahumados, brevas, toque balsámico.

Boca amplia, fuerte, graso, a la par de fresco, mentolado, eucalipto. Sale la fruta negra y el característico toque amargo. El final resulta fresco a pesar de su robustez, no cansa. Hay brea y cierta salinidad, hierbas medicinales, de fondo ocre. Te enseña el terruño.

Recomendado por 2 usuarios
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar