En un día tan romantico me lanze a por una novedad en el panorama viticola

En un día tan romantico me lanze a por una novedad en el panorama viticola de la Ribera y tengo que reconocer que fue una muy buena sorpresa.
El vino tiene un color picota intenso y limpio.
La nariz es intensa con muchos frutos rojos maduros, el tostado de la barrica recuerda al cafe.
En boca es potente, pero con taninos redondos.
La mermelada de fruta roja, la cereza, el cacao son abundantes y muy agradables. El final es largo y agradable. Un vino a descubrir por su relación calidad precio y por todas las matices que aporta.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar