Vino Alma de Ramón Bilbao 2014: Alma


Color picota de capa media.

La nariz es de buena intensidad, compleja y llena de matices. Fruta roja, frutillos del bosque, especias dulces, regaliz y mineralidad.

En boca es una delicia, abierto, amplio, sedoso, con gran acidez, frutal, vivo, paso elegante y final muy largo que invita a repetir. Retrogusto complejo. Un gran vino al que le queda mucha vida por delante.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar