Vino Tomas Postigo 5º Año 2011: Riberazo sin paliativos.


Color rojo picota con ribete granatoso. Nariz de intensidad alta, equilibrada, elegante, con gran presencia de fruta, sobre todo fruta negra madura, combinada con unas notas lácteos, unos refrescantes mentolados y unas notas de ebanistería, tostados y ahumados muy elegantes. En boca tiene buena acidez, un punto goloso que el tanino rápidamente se acaba por llevar, con un punto amargoso y un final ligeramente especiado. 

Riberazo. 

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar