Restaurante Jalasan

10
Datos de Jalasan
Precio Medio:
20 €
Valoración Media:
4.9 10
Servicio del vino:
3.0 10
Comida:
6.2 10
Entorno:
5.6 10
Calidad-precio:
7.6 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Zona: L'Eixample
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Asiática, Coreana
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 15,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


10 Opiniones de Jalasan

Bueno todo sea dicho, me puse a buscar en Internet y las opiniones todas son buenas, la verdad es que fuimos y la gente encantadora, muy educados… La comida más o menos bien y digo más o menos porque te tiene que gustar… Eso si, necesita una reforma brutal, si eres de esos que te gusta estar en un sitio muy augusto por su calidez y buen gusto este no es el sitio, la verdad es que parece un chino barato pero con comida más o menos buena.... Así lo digo porque yo hubiese agradecido una opinión de estas antes de ir.

Aun no sé porqué no visito más a menudo este restaurante, la verdad, pues cada vez que voy me digo que volveré más a menudo. Y es que no hay demasiadas opciones de cocina coreana en la ciudad (diría que Jalasán y Arirang).
Restaurante amplio en la zona de Cánovas con un servicio atento y siempre pendiente del comensal, pero sin agobios asiáticos.
Cocina rica con algunos platos picantes muy ricos, tanto de carnes como de pescado y marisco. Tomamos un cordero al carbón muy rico y un dim-sum casero digno de mención. Acompañamos con algo de arroz al vapor.
Cocina sin más pretensiones que la autenticidad.
La carta de vinos es algo corta y predecible, pero no nos impidió pedir alguna cosa interesante en al sección de blancos. Copas muy mejorables y servicio en este aspecto bastante pobre, pero no crea que sea este el restaurante donde probar grandes vinos.

Un restaurante coreano de toda la vida, son los mismos responsables de siempre, hace suponer la calidad y buen trato del mismo. En varias ocasiones hemos acudido a saborear los platos típicos de la cocina coreana. En esta última ocasión, probamos las empanadillas de carne al vapor, algas fritas con arroz, ensalada, pollo al carbón (delicioso) y de postre bebida digestiva y te con ginseng. Restaurante muy recomendable.

Suelo ir 3 o 4 veces al año a este restaurante. Entre semana tienen un menú que por 12€ ofrece un entrante [a elegir entre tang (sopa de poloo con rollitos) y chi-mandu (una especie de dim-sung)], una "ensalada", en concreto un mini- bi bim bab y un segundo, a elegir pollo al carbón o cerdo al carbón. Una excelente aproximación a esta cocina asiática y por un precio muy razonable.
La carta de vino es muy limitada, las copas malas de solemnidad, postres caseros coreanos junto a una amplia selección de helados y sorbetes. Café aceptable.

Me prometí volver a este restaurante coreano hace tiempo y aun no había tenido ocasión de hacerlo. Sigue con ese atmósfera tan especial, alejada de la decoración china pero sin renunciar a sus raíces asiáticas. Lo único malo, las incómodas sillas que siguen haciéndote sufrir. Me gusta sin embargo la colección de fotografías expuestas que, si mal no recuerdo, son obra del propietario del local.
La cocina me parece de una muy buena calidad y, ante todo, original y arraigada en Corea, con lo que puedes disfrutar de estos platos típicos de su cultura gastronómica milenaria. A destacar unos noodles fríos que nos arriesgamos a pedir y nos encantaron, una ensalada con ternera picante y la cocina al vapor.
El tema del vino no creo que mejore, sigue estando en un discreto segundo plano, con unas copas muy mejorables y una carta anacrónica que se debería revisar mínimamente.

Aun así, es un restaurante que no se puede dejar de visitar si te gusta la cocina asiática, pues se notan claramente tanto las diferencias como las similitudes de estos platos con los de otras regiones orientales, además de ser ligera en aceites fritos.

Sigue en su línea. Volvimos después de cierto tiempo. Ligero cambio en la decoración por lo demás la excepcional cocina coreana de siempre. El servicio del vino sigue siendo in inexistente con copitas de cristal grueso y escasas referencias ¡una pena! El servicio de sala simpático y dedicado. Para volver a disfrutar de esta magnífica gastronomía de tanto en tanto.

Primer restaurante coreano en Valencia, con casi 20 años de existencia. Local de ambiente agradable decorado con fotografias hechas por el propietario.
Respecto a la comida, funcionan con platos para compartir, en el que destacan la carne al carbón, los arroces con verduras, algunos pescados y ensaladas.
La carta de vinos se limita a 8 o 10 referencias conocidas y respecto al servicio del vino poco que añadir que no se haya dicho en anteriores comentarios.
Los precios (sobre los 20€) acordes con la calidad ofrecida

Restuarante de cocina coreana en la zona de Cánovas. Ambientación oriental sin demasiado a destacar, a excepción de las preciosas fotografías que se exhiben en paredes y carta. Sillas algo incómodas. En general el ambiente es agradable, música de piano y servicio atento.
La cocina exquisita, variada, con gran cantidad de opciones, original y diferente. A destacar el Whe o pescado crudo y el calamar picante.
Servicio del vino inexistente y carta y copas flojitas. En este aspecto debe mejorar mucho.

Clásico coreano de la ciudad al que pienso volver. Muy recomendable

Coincido con paco en que es uno de los restaurantes orientales clásicos de valencia. la carta de vinos es corta, pero la comida es acertada, aunque sin alardes. Buena RCP y un ambiente muy agradable tras la reforma. La carta de vinos es corta, si.

Excelente cocina coreana. Un clásico en Valencia. El servicio del vino casi inexistente. Carta cortita. Copas inadecuadas y vinos servidos a la temperatura ambiente. Precios del vino x1,5. Casi lo único novedoso de la carta los vinos de Finca La Estacada. La cocina sería de 4 pero pese que algunos parecen olvidarlo lo que se puntua en esta sección es el servicio del vino....

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar