Restaurante Hospedería de Bracamonte

2
Datos de Hospedería de Bracamonte
Precio Medio:
60 €
Valoración Media:
6.8 10
Servicio del vino:
5.0 10
Comida:
7.0 10
Entorno:
8.5 10
Calidad-precio:
6.0 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Añadir tipo de cocina
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 48,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


2 Opiniones de Hospedería de Bracamonte

En el comentario anterior se resume a la perfección las características del local. Una vez te introduces en el mismo percibes sosiego, paz y serenidad. Por un momento vinieron a mi mente imágenes oníricas de tiempos pasados. El lugar es muy encantador.

Revisamos carta y necesitamos varios intentos para acertar en los platos, previo consenso con la persona que nos atiende las cual nos recomienda unas cosas y nos desaconseja otras. Carta de vinos muy escueta con pocas referencias interesantes. Nos aconsejan un vino de la tierra, Bracamonte crianza, creo que del 2008. Un vino de Bodegas Yllera que no acabó de entusiasmarnos. En cuanto al ágape tomamos los siguientes platos:

(2) Comensales:

- Pan (3,70 €).
- Judiones de El Barco de Ávila (11,11 €).
- Hojaldre de morcilla con pasas, manzana y piñones (12,96 €).
- Steak Tártara de Solomillo (16,67 €).
- Cordero asado al horno (20,37 €).
- Tarta de 3 chocolates (6,54 €).
- Cafés (2,32 € x 2).

Bodega:

- Vino Bracamonte (22,22 €).

Licores:

- Gin Tonic de Hendrick's (19 € x 2).

Importe total: 136,21 + Iva (10,90) = 147,11 €.

* Salvo el importe de los GT todo estupendo. Los platos bien elaborados y en su punto de cocción, textura y sabor. El servicio del vino se limita al descorche y primer envinado. Todos los detalles de sobremesa así como el trato al cliente correcto. Pero como bien sabéis algunos, se va todo al traste cuando ves el importe final con el sabido "sablazo" con el precio de los GT, una cifra muy cuestionable. No valió la pena entrar en preguntas ni reprimendas. Pagamos y cogimos las de Villadiego, dejando atrás un lugar a donde seguramente no volvamos jamás.

Un saludo.

Dentro de que en Ávila se come bien en muchos sitios, este es mi preferido al que casi siempre que voy o paso por allí acabo yendo.
Es un edificio de piedra antiguo a 5 minutos andando de la Catedral. Tiene también una parte de Hospedería (como indica su nombre) que no puedo valorar porque no he dormido en ella.
El restaurante tiene el encanto de un caserón medieval por sus paredes de piedra gruesa, sus chimeneas (en invierno funcionando) y sus vigas vistas. Además, la decoración le da un toque de calidez que te da la sensación de estar en la casa de tu abuela (rica) de un pueblo. Tanto vajilla como cubertería y cristalería es correcta y acorde con el sitio.
Y para comer, indispensable probar los hojaldres rellenos de morcilla con manzana (la ración no es especialmente generosa, con lo que si os gusta la morcilla pedid más cantidad) y por supuesto el cordero asado (también tienen cochinillo). Decir que no es cordero lechal, es recental, pero que está exquisito y tierno. También se tiene judías de barco, sopa castellana, ensalada de pimientos asados con ventresca, etc. Todo muy tradicional y rico.
Carta de vinos correcta sin grandes alardes y con precio comedido.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar