Restaurante Lili Cook Vermutería en Salamanca

Restaurante Lili Cook Vermutería

3
Datos de Lili Cook Vermutería
Precio Medio:
17 €
Valoración Media:
7.4 10
Servicio del vino:
7.0 10
Comida:
7.0 10
Entorno:
6.3 10
Calidad-precio:
9.0 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Añadir tipo de cocina
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 16,38 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


3 Opiniones de Lili Cook Vermutería

Una buena alternativa a ir de pinchos, de bar en bar, es un local como éste, con su terraza, sus comodidades, su especialización en vermuts, sus tapas bien presentadas, sus buenos productos, raciones más que correctas y su muy buen precio. Menos mal que hay muchas mesas porque está casi todo lleno y ocupa media plaza entera.

Para beber: pues a elegir de la carta de vermuts (puntuaremos como vino que es); nos quedamos con 7 Yzaguirre Gran Reserva 1884 y un Miró Reserva. Puedes añadirle espuma batida de diferentes opciones: naranja y clavo, lima y tomillo, limón y romero, etc..
Cinco aguas con gas finales ayudaron a la digestión.

Para comer:
. milhojas de pimiento con lomo de sardina en viangre y polvo de oliva negra x 7: muy fresco y agradable.
. espárragos: algo excepcional que solo allí puedes tomar (y en el restaurante de la misma empresa que está muy cerquita). Máxima calidad de producto.
. ensaladilla rusa: nada especial, bie cortada y buenos ingredientes pero no deja recuerdo
. tataky de atún rojo, unagi kabayaki y sésamo negro x 2: muy sabroso y de calidad
. sadwich mixto de rabo de toro x 2: ha bajado respecto a la última vez ya que la actual presentación y producto es peor.
. steak tartar al vermut x 2: Bien
. morcilla de Salamanca x 2: presentadas a modo de albóndigas y con un crujiente rebozado. Curiosa
. hamburguesas de lomo de ternera x 2: correctas

Un buen disfrute de taperío. Solo nos queda mañana pasar por la Confitería Gil a recoger el hornazo y a por las perronillas y pastas, para regresar a casa con unos souvenirs de categoría.

Visita en verano y cena en cómoda terraza en la plaza frente al local para disfrutar de la noche salmantina de agosto.
Sin cambios ni en la carta de vermuts ni en la de comidas. Servicio exterior correcto sin más porque si vas a una vermutería donde hay múltiples ofertas no puedes pedir la bebida sin enseñarles previamente la carta porque pierde la esencia del sitio.

Pedimos una clara (que se repitió), un gran reserva de Yzaguirre tinto con espuma que no recuerdo, un Yzaguirre igual sin espuma pero que trajeron un básico de Yzaguirre y un blanco que al final al pedirle marcas decidieron traer la carta y se eligió Peruchi con espuma de limón y romero. Un agua sin gas pequeña completó la fiesta.
Por contra los vermuts bien presentados, ración correcta y buena calidad.
En la valoración cambiaremos servicio de vino por servicio de vermuts.

Para compartir entre los 4 comensales:
. 4 milhojas de pimientos asados, lomo de sardina en vinagre con polvo de olivas negras. De lo mejor de la casa con el punto de vinagre.
. 2 sandwiches de rabo de toro estofado, queso meloso y zanahoria agridulce. Otro punto fuerte.
. 1 tataky de atún rojo, unagi kabayaki y sésamo negro. Aceptable sin más.
. 1 tentáculo de pulpo a la plancha, pipirrana y ajada: buen producto y ración.
. 1 de espárragos especiales (6 piezas): una lata de producción propia que no se encuentran en el mercado. Espectaculares.
. 1 hojaldre de compota de manzana, cardamomo y helado de vainilla. Correcto.

Una forma diferente de ir de tapas en Castilla: la vermutería con tapas en su punto creativo, alejado de los torreznos, pero cuidando el producto.

Local prolongación del restaurante del mismo nombre y que ha abierto un local cuya esencia es el vermut como especialidad, con 17 opciones de vermut por copas al que añaden un extra de espuma aromatizada a elegir tales como naranja y clavo, cocacola y canela, lima y tomillo.. para jugar. Tiene buenos vermuts que es lo importante.

Sillas altas y mesas de madera en espacio reducido, con servicio muy eficiente y joven. No ví opciones de vino porque nos centramos en el vermut y a ello me remito al puntuar.

Tomamos 4 gran reserva 1884 de Yzaguirre, aparte de 3 de agua (2 con gas). Compartimos la comida y ds raciones de un pan fresado compacto:
. milhojas de pimiento asado con lomo de sardina en vinagre x 2:
. tataki de atún rojo con cebolleta asada y unagui kabayaky
. sandwich mixto de rabo de toro
. tentáculo de pulpo a la plancha y hummus y crujiente de pimentón
. hamburguesa de cordero lechal tzatziki con salsa de yogurt y pepinox 2
. steak tartar al vermut
De postres:
. espuma de natillas al vermut y peras con vainilla:
. gelatina de hierbabuena

Todo ello bien presentado y servido, raciones más que tapas.
La espuma servida en vaso demasiado densa para un postre individual. El resto todos en buen tono.

El local compite no en la liga de restaurantes ya que se trata más de gastrotapas (de ración amplia), por lo que su guerra son los locales de pinchos, ofreciendo una cocina más creativa y una oferta de conservas preminum interesante.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar