Mar, golf y Biarritz.

Se trata de un apartotel ubicado en el paseo marítimo “segundo-superior” de Anglet, el que transcurre sobre el acantilado bajo el que se encuentra la Playa de la Petite Chambre d'Amour, con su paseo marítimo "primero-inferior").

Tras él, un precioso campo de golf.

La bajada a la citada playa son 10 minutos a pie por carreterilla asfaltada solo para peatones y bicis, con dos curvas con bastante pendiente.

El complejo se compone de dos edificios de 4 alturas, con dos piscinas exteriores y diminuto spa.

Son apartamentos de un dormitorio y medio, salón-comedor-cuarto de estar integrados, wc y ducha separados, y terraza con mesa y sillas para cuatro.

Lo de “un dormitorio y medio” es porque, además de la de matrimonio, en el salón hay una especie de retranqueo en el que se encaja un armario y una litera, lo que hace ideal el tema para familias con uno o dos hijos pequeños o medianos.

Está bien conservado, pero quizás le falte una reformita en algunas zonas, limpieza en los jardines comunes, y simpatía en los recepcionistas, unos sotas de mucho cuidado.

La ubicación es óptima, pues además de la cercanía a la playa y el campo de golf (las habitaciones te pueden dar al azul de mar o al verde del campo de golf), está pegadito a Biarritz (20 minutos andando por un delicioso paseo en el que se suceden villas y villas a cual más bonita y glamurosa).

Esto te permite descansar en una zona tranquila e ir a una playa tranquila pero estando al lado de Biarrtiz, localidad menos tranquila pero con un atractivo bestial.

Recomendado por 1 usuario
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar