Restaurante La maison de Languedoc-Roussillon: La maison de Languedoc-Roussillon es un restaurante integrado dentro de la


La maison de Languedoc-Roussillon es un restaurante integrado dentro de la oficina de promoción turística de dicha región francesa. Estando los dos espacios perfectamente separados, el del restaurante es cómodo y elegante sin ser pretencioso, de corte moderno -y no modernista, tal y como afirma el comentarista anterior-. La cocina, naturalmente, está basada en el pato y sus derivados, así como en algunas especialidades y manías típicamente francesas -p.e. las famosas Noix de Saint-Jacques, es decir, vieiras-. Las ensaladas, abundantes y muy frecas, están siempre bien acompañadas de condimentos tan acordes como son el jamón de pato, el foie micuit, los frutos secos, etc. Los vinos, de la zonas de Corbieres, Rives Altes, etc., suelen ser correctos a precios razonables. Los postres, sabrosos y sugerentes, presentados de manera espectacular. El servicio, muy francés: corrección y profesionalidad. Lo mejor, la cuenta: si uno elige con un cierto tino, puede cenar fabulosamente por unos 40 € por persona, que tal y como está el patio hoy día, es casi una ganga.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar