Restaurante Attic

9
Datos de Attic
Precio Medio:
30 €
Valoración Media:
5.4 10
Servicio del vino:
4.6 10
Comida:
4.7 10
Entorno:
7.5 10
Calidad-precio:
4.7 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Zona: Ciutat Vella (Barcelona)
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Añadir tipo de cocina
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 26,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


9 Opiniones de Attic

ATTIC es un restaurante que quiere abarcar todo: turistas, empresas, perdidos, solitarios... Pero no puede abarcar a los "culinarios".
Este restaurante quizá puede resolver alguna que otra comida en el ya triste páramo yermo en lo culinario que es el paseo de las Ramblas de Barcelona. Pero no es nada más que una posible solución.
La comida, a veces aciertas, a veces fracasas. La carta, el servicio y el entorno pretenden, pero generalmente no llegan.

Restaurante sin definir ni bueno ni malo o si bueno y si malo , si caro si barato, me explico en general los plato bien d precio tanto por le local como por el lugar muy sabrosos tampoco , en cambio el camarero machacaba a todo el mundo con el pan con tomate , claro a 2,5
la racion mini el vino que es mi fuerte ni lo he probado como voy a pagar 40 euros de un vino que en tienda normal vale 16 agua postre bien sevicio correcto un poco pesao con el pan con tomate . para salir del apuro por la zona

Este es un restaurante, que esta magnificamente ubicado, en medio de las Ramblas, con muchos ventanales, y bien decorado. Con una buena y surtida bodega vista.
Por otro lado, la carta, la encontre escueta y un poco simple, no muy acorde al local.
Pedímos, una coca de verduras y sardinas para compartir; luego un magret de pato al Pedro Ximenez y un entrecot con berenjenas y queso de cabra. La comida no fue nada del otro mundo, ni fu ni fa; me esperaba más, y las raciones son realmente escasas. Los postres fueron decentes, un coulant de chocolate, y una copa de sorbete de menta con geleé de lima.
Para beber, vino de la casa, un Vallformosa blanco, correcto.
Dudo, que vuelva a este restaurante. El servicio era lento y poco atento.

En Attic no hay la tal comida de ensamblaje. Aunque el restaurante pertenece a una gran cadena de restaurantes de barcelona , la cocina de cada uno de ellos es totalmente independiente...No nos estaremos confundiendo de grupo.....ANG no es quien tiene cocina central en Palamos

He acudido tres veces al Attic. Local bien ubicado, en plenas Ramblas, de difícil aparcamiento. Situado en planta elevada, de bonita decoración, aunque un poco frio. Lo mejor, la terraza superior. Los precios son ajustados, normal al tratarse de una cocina de ensamblaje (cocina central que elabora los platos previamente y luego se calientan y decoran en el local). La comida, aunque correcta, no mata. Francamente, un local para turistas que buscan bueno (relativo), bonito y barato, sin caer en Fastfood.

Bien situado, aunque está en una planta superior se divisa cuando se pasea por La Rambla por su iluminación interior que se aprecia a través de varios ventanales y por sus llamativos letreros luminosos desde el exterior, bonita decoración, sugerentes platos buena presentación pero no muy elaborados, lo mejor los entrantes y los postres, el vino más bien comercial, el servicio rápido a pesar de ser un local grande y estar en esos momentos lleno, el precio me pareció bien de acorde con la calidad.

De acuerdo con los dos comentarios anteriores. El local es enorme, hay tanto espacio que uno se siente muy a gusto, y aunque está lleno, no hay el ruido típico en lugares mucho más pequeños. Tiene muchos espacios, rincones, hasta bancos para esperar, o para llamar por teléfono, etc. Todo es luminoso y casi ideal, con un tragaluz además. Pero la comida es corriente, no hay grandes sorpresas, y el servicio deja bastante que desear, apresurado y luego algo indolente. Desde luego, lo que más me gustó fue el postre, un biscuit de avellana con chocolate muy rico. El vino, pedí un Viñas del Vero crianza 2001, pero aunque pedí cambio de copas, las que trajo no eran mucho mejores, así que en este aspecto, no se puede decir que uno disfrute. En fin, para ir una vez y no más.

Restaurante con un emplazamiento maravilloso. Quizá sea este el único atractivo del establecimiento. La comida es simplemente correcta, el servicio, escaso. La carta de vinos, nada arriesgada, recurren a algunos nombres conocidos.
El precio, alrededor de 25€;, más vino.

Nuevo restaurante que ocupa un antiguo centro comercial (SEPU). El comedor está ubicado en la primera planta. Es enorme, cálido y muy confortable. La carta está basada en una completa oferta de cocina mediterránea de aire moderno y aunque es comestible, deja mucho que desear. Lo mejor son los aperitivos y los postres. El servicio es muy atento, eficiente y cordial. La carta de vinos es variada pero comercial y con pocas referencias interesantes, a precio correcto (tienda x 1.8). Copas malas y servicio justo. No se trata de un lugar para disfrutar de la bebida y tampoco de la comida, aunque es realmente económico. Lo mejor son las mesas junto a los grandes ventanales que dan al corazón de las Ramblas. Un lujazo, impagable. Yo ya he gozado de éllo, ahora a otra cosa. Entre 20 y 25€ sin vino.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar