Restaurante Casa Mari i Rufo

2
Datos de Casa Mari i Rufo
Precio Medio:
11 €
Valoración Media:
6.7 10
Servicio del vino:
4.0 10
Comida:
7.8 10
Entorno:
- 10
Calidad-precio:
7.0 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 11,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


2 Opiniones de Casa Mari i Rufo

Restaurante peculiar donde los haya. Su ambiente de mercado "pues esta situado junto al mercado de Santa Caterina" es singular "cutre", pero su comida y su calidad excepcional.
Tengo la suerte de trabajar por los alrededores y he visitado el restaurante en varias ocasiones, des de su menú de 11€ hasta sus platos de carta como su menú de gustación. La calidad es muy buena, no gran elaboración en sus platos su comida es de mercado total "que hay hoy en el mercado, pues eso pongo para comer en el menú"
Hay que tener muy claro que su ambiente es cutre pero no sucio. El trato al cliente es con mucha confianza, ya sabes a lo que vas.
Simplemente por descubrir.

Antes de continuar, remarcar que los dos adjetivos estan utilizados en el sentido más positivo posible.. :).

Siempre me han llamado la atención los restaurantes de aspecto cutre en que la comida es de primera. Y estoy seguro de que hay muchos lugares anónimos que se ajustan a estos parámetros y que sólo los conocen el entorno próximo.

Pero me sorprende cuando algunos de ellos, destaca fuera de su entorno, consiguiendo una gama de público amplia y se habla de ellos. En estos casos, la curiosidad me pica, a pesar de que en más de una ocasión en alguno de ellos, al salir me pregunto ... ¿Y qué gracia tiene?. Y me hago la pregunta puesto que a pesar de haber comido muy bien, he pagado como si en vez de estar en un lugar cutre, hubiese visitado un lugar "normal".

Y la sola respuesta que me viene a la cabeza, es que hay un público que les gusta el exotismo y otro público que en estos lugares se sienten más como "en casa", mientras que en un restaurante "normal", pueden encontrarse incómodos. Esto deduje después de salir de la famosa Granja Elena y un quizas también al salir del "Tres Porquets".

Y una vez más he hecho el experimento aunque esta vez no puedo hacer el diagnóstico completo, pues me limité en el menú de mediodía y estaba realmente muy bien.

El local Casa Mari y Rufo ", está en el polo opuesto a la sofisticación hasta límites inimaginables. Ningún tipo de decoración. Es de una sencillez extrema, con las mesas que se tocan, hasta el punto de que es difícil no confraternizar con las mesas vecinas. Lo encontraréis en una de las calles que rodean el Mercado de Santa Caterina y fuera del edificio del Mercado (por el lado de Fomento).

Entrar casi da "respeto"....:). Tienes que pasar por una barra con la cocina a la vista y parece que te examinen para poder entrar. Al ser mediodía y en plan de "prueba", la elección fué el menú, en plan de "a ver que pasa".

Primero unas lentejas, perfectamente elaboradas y con chorizo ​​de calidad. De segundo pedimos un lenguado(?) Y bacalao frito. El lenguado (que debe tratarse del "fletán" mejor logrado), estaba muy bueno y era de buen tamaño. Y comento lo del "fletán", debido a que es imposible que en uno menú de 11 €, sirvan aquel pescado si fuera lenguado de verdad. Mi bacalao fresco frito, estaba muy bueno y no era nada escaso.

La verdad es que resulta curioso. En todo caso me gustaría ir un día de noche dejándome recomendar. He buscado información por Internet, sin encontrar gran cosa, pero de lo poco que he encontrado, puedo decir que hay división de opiniones.

Algunos se quejan del precio, pero esto sin comprobarlo en directo, es difícil de juzgar. Por lo tanto me queda pendiente la RCP de ir a la carta (o la escucha de lo que canta el que toma nota). Es evidente que si el producto es de primera, debe costar lo que vale, pero queda pendiente de momento la valoración de la RCP fuera de menú.

También hay división de opiniones en cuanto al servicio. En nuestro caso, el servicio fue impecable, pero yo que con la edad ya me he vuelto un poco psicólogo, puedo imaginar que este tipo de servicio "muy amigable", para segun quien o en función del estado de ánimo, puede resultar incómodo. Pero insisto que en nuestro caso, nada que decir y sólo puedo hacer elogios y agradecer que saliera corriendo detrás de mí porque me había olvidado uno de mis objeto más preciados.... Mi IPad..!!.

En resumen ... que quiero volver y si alguien de los que me leéis lo conoce, me gustaría saber vuestra opinión. No pongo el precio puesto que comí el menú de mediodia (11€) y es evidente que por la noche y con producto de primera, el precio debe ser otro.

Ricard Sampere
www.restaurantscat.cat

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar