Restaurante L´Oliana: Cómo hemos cambiado


Después de leer los comentarios, no puedo estar más de acuerdo con ellos, sobretodo en un deterioro en los últimos diez años.

He acudido un par de veces en los últimos seis meses y la última justo antes de semana santa. Tengo que decir por romper una lanza en su favor, que la comida sigue manteniendo un nivel de calidad aceptable. En mi última visirta tomamos unas alcachofas y calamares para compartir y yo tomé de segundo un tàrtar de pescado. No eran para diez pero sí para un notable alto.

No entiendo como dice el anterior comentario a quien se le ha ocurrido poner tv en este restaurante y el tema del ruido es eterno en este local. Siempre lo ha sido y nadie quiere poner remedio(podrían realizar un estudio para mejorar la sonoridad) aunque debe de ser complejo con ambos espacios inferior y superior comunicado. y que conste que el tema del ruido me preocupa, pero nunca me he obsesionado con él.

En definitiva, desde que salió del grupo (Barceloneta, Targaflorio...) ha ido perdiendo poco a poco detalles que hace que perdamos ilusión por acudir a él. Nunca volverán los tiempos del auténtico Olivé y Oliana. Como estrategia empresarial seguro que ha tenido éxito, pero a los amantes de los restaurantes, hemos perdido dos buenos restaurantes com l'Olivé y L'oliana.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar