Restaurante Ur-Gatza: Pendiente de mejora


Este restaurante ofrece condiciones para covertirse en un buen restaurante, con una cocina avanzada, precios razonables, ambiente luminoso, minimalista y acogedor, bajo la batuta de un cocinero con talento y joven. Sin embargo, y quizás porque lleva poco tiempo de rodaje , tiene que asentarse en varios aspectos y consolidarse, comenzando por la cocina , pasando por la carta de vinos y terminando por el servicio. Como decía, se trata de un local, limpio, blanco , luminoso, cómodo, moderno , pero sin excesos, acogedor y suficientemente amplio. En ocasiones se trasladan a la sala, olores de la cocina.Disposición en mesa, sencilla, sin lujos, pero correcta. Vajilla Villeroy- Boch.Servicio amable, atento, servicial, con ganas y respetuoso con el cliente( (tb con los que son capaces de rechazar vinos con prepotencia, que no conocen, por malos-picados, cuando en absoluto lo están). Falta no obstante experiencia , conocimiento exhaustivo de ambas cartas y de todo lo que contiene cada plato. La cocina a precios razonables es buena, roza en ocasiones lo muy bueno (y en otras como en el postre de membrillo lo alcanza), pero le falta cierta consistencia y st gustosidad para resultar excelente. Denota talento y posibilidades, pero falta algo...., en mi opinión claro y opinión de un día. La carta de vinos es corta, pero interesante, equilibrada, con posibilidades y a precios muy ajustados, pero hay referencias que deberían modificar y pensar más, ya que según las ideas que parecen haber tenido para confeccionarla( económica, variada y de calidad) se puede mejorar ostensiblemente. En cualquier caso, recomendable este restaurante bilbaino, con potencial evidente para mejorar, dentro de la franja que ocupa.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar