Chaletazo....

Viernes solo tres mesas (1 de 2 personas, otra de 8 y la nuestra de 3).

Mientras echábamos un vistazo a la carta tomamos (1 cerveza, manzanilla y un refresco).

Ya con la carta leída...pedimos:

1- Selección de croquetas variadas (chipirón, jamón, acalao, buey de mar….). Muy buena

2- Calamar rebozado, no quiero decir que fuera a la romana, porque el rebozado era muy fino y la presentación fue entero. Hacía tiempo que no comía uno tan rico

3- Carpaccio de ternera sobre mostaza, rúcala y queso. La mostaza le daba mucho juego y como un enamorado de las mostazas, me encanto la mezcla de sabores

Eso de entrantes, de plato principal tomamos: 2 Entrecotes trinchados con patatas a la pobre y pimientos del padrón. La carne buenísima. Ración bastante grande para 2 personas.

De postre:

1 tarta de queso Eguizábal y helado
1 tarta de chocolate

2 Cortados y un café solo.

De beber tomamos un vino valenciano, ONTINIUM ( tempranillo) ami particularmente no me dijo nada. En el servicio del vino diría que siempre que pasaba por el salón nos llenaba las copas, me gusto, porque era cierto que tocaba "repostar" pero no lo hacía de manera asfixiante

Un sitio realmente agradable donde la materia prima sí que está presente, el servicio es informal y cercano.

La cuenta con todo no llego a 120€, no puedo detallar plato por plato, porque deje que eligieran los otros acompañantes .

En lo referido a la manteleria, cristaleria y cuberteria, todo muy bien.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar