Restaurante La Scala: Un magnífico ejemplo de lo que debe ser un menú


En el interín entre la vuelta de un lugar vacacional (Rosas) y la ida a otro (San Sebastián), paramos por casa (Zaragoza) un par de días para proceder a los cambios (de rigor) en la maleta; y, ya que estábamos, aprovechamos para acercarnos al restaurante que se comenta con uno de los famosos cupones de comida que venden empresas de muy diferente nombre.

Ubicación y entorno: En pleno centro de Zaragoza, en una de las calles adyacentes al paseo de la independencia, la Calle Sanclemente, una de las principales zonas de tiendas de la ciudad.

El entorno es muy agradable. La limpieza se nota, se siente; impoluto. La decoración en blanco y negro, elegante. Toque moderno, un tanto cool, sin exceso. Paredes con algún cuadro tipo litografía.

Existen, además de un pequeño espacio-recibidor, dos espacios en el restaurante: uno, más pequeño, nada más pasada la cocina, y un comedor más atrás, algo más amplio. Mesas de tamaño correcto, con buena separación entre ellas. Sillas cómodas. Capacidad para unas 100 pax. Se complementa en las primeras mesas con la visión de la amplia cava de vinos acristalada.

Mantel y servilletas de hilo. Cubertería adecuada (nos la cambiaron en todos los platos -era un menú degustación a precio fijo-). Copas aceptables y de buen tamaño. Platos de loza blanca, de diversos diseños y de buen tamaño.

Servicio y servicio del vino:

Muy atentos, en especial la señorita que nos atendió. Sin esperas (aunque no había excesiva gente); Nada más sentarnos, el pan y el agua. La comanda fue tomada con rapidez. Buen “tempo” entre plato y plato.
Un buen detalle: el postre se elegía al principio y mi mujer decidió cambiarlo cuando ya estábamos en el penúltimo plato… Sin problemas.

En cuanto al vino, optamos por un rosado de Cariñena (el menú daba también como opción el blanco y el tinto de idéntica marca) , descorchado correctamente y puesto de inmediato, con la correspondiente servilleta, en una bonita cubitera (de pie) con hielos.

No puedo opinar sobre el elenco vinícola del restaurante, pero la cava de vinos parecía ser amplía, pudiendo verse, a través de sus cristaleras, representaciones de las principales denominaciones de origen aragonesas

Comida:

Como ya he comentado, fuimos a un menú degustación. No obstante, indicar que el restaurante cuenta además: a) con un menú de temporada (cambiante), por 26 euros con 8 primeros, 5 segundos y 7 postres -buena pinta-; y b) un menú de trabajo por 18 euros, con idéntica distribución de platos/postres y que también parece recomendable. Aparte está la carta.

En nuestro caso, eran 5 platos y postres, todos ellos con una magnífica presentación y con un tamaño adecuado a lo que es una degustación, sin ser, en modo alguno, rácanos en las cantidades.

1)Carpaccio de Bacalao, con pimiento y paté de aceituna. Muy fino.

2)Tomate rosa de Barbastro, con cebolla de Fuentes y lascas de jamón. Aceite de albahaca. Lo que ya no se suele encontrar: un tomate suave y de buena textura que, además, sepa a tal. Suavísima la cebolla y gran aliño.

3)Tagliatele con crema y gambas. Bien cocida la pasta (le sobraba un minuto, pero es que en esto me estoy volviendo ya muy, muy exigente); nada que ver con los fideos que te sirven en algunos sitios. Cremosa salsa con un leve toque picante. Sólo había una gamba, cierto, pero increíble de sabor.

4)Atun rojo: lo más flojo. El problema, a mi juicio, se debió a que la materia prima se notaba aún con un punto de congelación, lo que, unido a que lo pedimos poco hecho, hizo que el mismo estuviera en exceso frío y un tanto duro. El sabor, sin embargo, era muy aceptable, tanto más por venir acompañado de una salsa de soja muy suave.

5)Redondo de ternera. Sorprendentemente jugoso y muy tierno, con una salsa muy acertada y sobre una base de puré de patata bien elaborado.

Un solo tipo de pan. Aceptable.

Para finalizar, los postres: para mi mujer un brownie (no soy yo fan) con helado de coco, bien conjuntado. Y para mí, un excelente sorbete de mojito.

En definitiva, muy bien. Un sitio que debe recomendarse. Buena comida, buen ambiente, buen trato y una muy buena RCP.

Para ir sin dudarlo. Para volver a no mucho tardar.

  1. #1

    Gastiola

    Igual a estas horas estás en la playa más bonita del mundo. :-)
    Por ahí tienes buenos sitios para disfrutar de un maravilloso pescado.
    Espero leer algún buen comentario tuyo. Que disfrutes de las fiestas.
    Un saludo.

  2. #2

    Joaquin1965

    en respuesta a Gastiola
    Ver mensaje de Gastiola

    Que más quisiera!!.. No, no.. hasta el domingo estoy en el "peaje suegreril", vamos en el pueblo de mi suegra.. que de algún modo tengo que penar mis culpas y ganarme el cielo, je, je..

    Pero a partir del lunes... ay, ay, ay.. que allí me plantó toda la semana, al lado mismo de la La Concha y con la guía de pinchos del amigo Arrutzi como toda dieta hasta el miércoles (alguna cena imprevista caerá el martes tb. en lugar por elegir).., y el jueves Arzak y el sabado Rekondo..

    Buashhh... Es que ya se me hace la boca agua!!.

    Ya estoy afilando los lapices para los comentarios .;-).

    Un saludo.

  3. #3

    G-M.

    Care?

  4. #4

    Joaquin1965

    en respuesta a G-M.
    Ver mensaje de G-M.

    No, no era el Care, porque la etiqueta con la jeta es difícilmente olvidable.. Era un rosado sin mayor apellido, y de cuyo nombre no puedo acordarme (a qué me suena esto último... a sí, al bálsamo de fierabras, je,je).

  5. #5

    Maresme

    en respuesta a Joaquin1965
    Ver mensaje de Joaquin1965

    Boca agua nooo.... la boca vino jejeje.....
    En esa visita de Sabado ´´Rekondo´´, mirate en la impresionante carta de vinos si tienen
    todavia Santa Rosa 96,aqui mismo fue donde descubrí este vinazo.
    Evidentemente hay en carta una cantidad de vinos superiores,pero en precio tambien ;-)
    Un abrazo y que lo paseis en grande.

  6. #6

    Joaquin1965

    en respuesta a Maresme
    Ver mensaje de Maresme

    Apuntado queda maestro!!. Tanto más, porque pocas cosas he tomado de Enrique Mendoza y ya es hora de incidir en esos ámbitos.

    Desde luego, en Rekondo llevaba pensado tirar de "viejuno", que me han dicho que están a precio de excepción. Y entre 80.000 botellas fijo que tienen alguno que otro, je,je.. A ver si la noche se anima y la jefa me permite tomármelo con calma y meterme en faena con dos botellas en vez de una, je, je.

    Todo se comentará con detalle en estas páginas, obvio.

    Gracias por el consejo y demás y dos para tí!!.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar