Restaurante Recreo Peral: Buena opción en Cuenca


Restaurante para familias o grupos, con el inconveniente que este hecho puede suponer, pero con producto de calidad a muy buen precio, que puede ser una muy buena opción en la ciudad de Cuenca.

El local está situado a los pies del casco antiguo en la orilla del río Jucar a escasa distancia de la Iglesia de la Luz, fuera del núcleo urbano en el denominado Paseo del Jucar (se puede ir andando) dependiendo de la época del año la amenaza del polen puede ser problemática.

La carta de vinos se decanta por clásicos de la provincia y de Castilla La Mancha, a buen precio. La temperatura del vino no es la adecuada, se sirve de acuerdo con el expositor de la entrada. Nos decantamos por un Quercus, de lo mejor de la carta.

La comida está representada por los clásicos de la zona, como entrantes nos decantamos por las croquetas y el morteruelo, los dos muy buenos, la croquetas cremosas y suaves pero les sobraba la salsa de tomate sobre las que descansan (muy acido), y el morteruelo muy suave y delicioso.

Las carnes son uno de los componentes básicos de la carta, las hamburgueses tenían un aspecto fantástico, pero nos decantamos por un muy bueno “Steak Tartar” sobre cama de patatas paja, elección poco habitual según nos comentan pero que merece la pena ser degustado, algo escaso de potencia (como a mí me gusta), realmente muy bueno.

Igualmente pedimos el bacalao al pilpil gratinado, que no está mal del todo, buen producto.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar