Restaurante La Bodega del Vero: La Bodega del Vero


Antigua fábrica de chocolate convertida en restaurante y la clásica tienda de comestibles y delicatessen. El restaurante en el sótano, iluminado con velas, algo de luz eléctrica y la chimenea, completamente rodeados de botellas.

Servicio y atención excepcional. Carta oral donde te recitan los platos que ofrecen. Muy recomendables las tablas de quesos y de embutidos de la zona, la selección de foies -desde los micuits hasta los frescos, las setas, el chuletón hecho a la brasa y, en temporada, el estofado de jabalí. Raciones abundantes.

Vinos del somontano, aunque en la bodega que os rodea hay muchas joyas de otras denominaciones. No os dejéis aconsejar porque tienden a ofrecer vinos de gama media-baja y creo que con eso se equivocan.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar