Restaurante Cuenllas: La marca de calidad de un nombre


Cuenllas es uno de los nombres gastronómicos de Madrid, ligado siempre a la calidad y el buen servicio. Su restaurante cerró, pero sigue en pie la fantástica taberna, sin duda una de las barras imprescindibles en Madrid, aunque igualmente posee un pequeño comedor con 5 o 6 mesas.

Importante y apetitosa carta de raciones de la que probamos sus jugosas croquetas, el clásico parmentier de tuétano y trufa de verano y los delicados canelones de txangurro. De postre, una tarta de hojaldre para chuparse los dedos. A destacar los buenos aperitivos que ponen con las copas de vino, en nuestro caso, arroz basmati y cous-cous.

La oferta de vinos por copas es excelente y encontramos cava, champagne, buenos finos y manzanillas, el excelente albariño Do Ferreiro y … riesling trocken de Dönnhoff, que obviamente fue nuestra elección. Bien servidos y en buena copa, eso sí, cobrados a conciencia (5 euros cada copa), pero con un generoso aperitivo de acompañamiento. La oferta por botellas, de la mejor de Madrid y a unos precios bastante ajustados. Con el postre, un par de copas de Noval Tawny. Apartado pues, más que destacable en este local.

Ir a Cuenllas es siempre sinónimo de ir a un lugar donde se trata bien al vino y a la comida, tanto en su tienda como en este bar de vinos, sin duda uno de los destacables de la capital que además está enfrente de otro de nuestros preferidos, Entrevinos, así que de vez en cuando realizamos la ronda…un lugar sin duda recomendable.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar