Sus legendarios canelones

No esperéis encontrar lujos ni diseño en este restaurante centenario, acudid a él por la calidad de su cocina clásica catalana. En todas las ocasiones que he ido a este restaurante y son bastantes, siempre el primer plato y para mí como única opción, canelones. Los pides por unidades puesto que en la carta el precio de éstos es por unidad, por lo que en función del apetito puedes ajustar la ración. Mi esposa pidió alcachofas rebozadas, muy tiernas, posiblemente hervidas antes de rebozarlas.
Los segundos, unos clásicos de la cocina popular, pollo de payés rustido con ciruelas, orellanas, pasas y piñones y perdiz a la col. Platos que requieren tiempo y cariño por la lenta cocción, aquí no valen las prisas.
Un cava Mestres Coquet brut nature gran reserva maridó perfectamente con todos los platos.
Dos cafés.
Si me permitís un consejo, os recomiendo ir a primera hora para evitar largas esperas puesto que tanto la cocina como el servicio se ven superados.

Recomendado por 2 usuarios
  1. #1

    Atni

    Mítico, tengo una casa por la zona y lo conozco desde hace 40 años, habré ido un centenar largo de veces, desde que era un minúsculo restaurante de una sola sala. Como bien dices desde siempre los canelones, la tortilla de patatas, el conejo rustido, los peus de porc... son de quitarse el gorro, cocina de toda la vida, sin artificios, sólo con paciencia y buen hacer! Saludos!

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar