Restaurante Ana Eva en Valencia

Restaurante Ana Eva

Datos de Ana Eva
Precio Medio:
24 €
Valoración Media:
6.6 10
Servicio del vino:
4.8 10
Comida:
7.9 10
Entorno:
6.7 10
Calidad-precio:
5.8 10
Fotos:
 
País: España
Provincia: Valencia
Localidad: Valencia
Zona: Ciutat Vella
Dirección: Turia 49
Código postal: 46008
Tipo de cocina: Vegetariana
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 12,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


14 Opiniones de Ana Eva

Buen restaurante vegetariano en Valencia. El local es agradable y el personal es agradable, muy profesional y con ganas de agradar.
Los tiempo de salida de los platos a la mesa bien sin largas esperas.
Hemos pedido un Menu Especial de 18 euros con una bebida incluida.
Absolutamente todos los platos estaban en su punto y muy buenos.
Las raciones estan bien de tamaño, sin ser escasas ninguna de las que nos sirvieron.
No he tomado vino, con lo que no puedo valorar precios, etc.
He tardado cuatro años en repetir, aunque espero que la proxima vez tarde menos tiempo.
Saludos.

Entradas.
Patatas a la romanesca (una especie de salsa de tomate con ñora): combinación acertada.
Ensalada de cous cous con queso fresco y un toque de hierba buena: estaba rica pero a mi gusto un pelín simple, yo sugeriría acompañarla con algo más.

Plato principal.
Crepe de espinacas, pasa y piñones: jugoso tacto al paladar, me gustó bastante.
Tartaleta de champiñón con una especie de capa empananda: estaba estupenda aunque eché de menos un poco más de parte empanada para la mezcla con el interior.

Postres
Flan caruba: de textura suave y agradable.
Crep de manzana asada con mouse de chocolate bañado en un poco de chocolate líquido: sin más comentarios … no se quedó nada en el plato.

En definitiva comida bien elaborada aunque se le puede hacer algunas mejoras, pero sin duda vale la pena la visita.

El local tiene dos ambientes, sin duda el más agradable es el patio interior con un entorno atractivo, pese a mi gusto un poco sobrecargado de mesas.
Tuvimos suerte y los comensales que habían eran bastante tranquilos y se podía estar.

El servicio correcto, atento y agradable, aunque iban un poco estresado, quizás les vendría bien una ayuda extra :-)

Probamos el menú de noche de 18 euros con una bebida incluida.
Repetiremos.

Situado en la calle Turia, muy cercano al casco antiguo de Valencia, encontramos este agradable vegetariano con más de 20 años de existencia.
Es un local muy acogedor, con aproximadamente 10 mesas en el comedor, pero que además cuenta con una encantadora terraza interior con paredes de azulejo valenciano y rodeada de plantas, con unas 10 mesas más.
Entre semana al mediodía disponen de dos menús, uno de 12€ y otro de 18€. El menú incluye dos platos, pan, postre y una bebida. Por la noche y el finde se puede comer a la carta.

Éramos tres personas, por lo que comentaré lo que yo he tomado:
- Ensalada de cus cus y queso fresco, compuesta por cus cus integral biológico, zanahoria, lechuga, queso fresco, aceituna marcida de Aragón y salsa de hierbabuena. Muy rico! Ración generosa, correcta presentación y buena combinación de sabor y de color (adjunto foto).
- Patés de garbanzos y de berenjenas. Servido a modo de bola de helado suave paté de garbanzos similar al humus y potente crema de berenjena especiada, acompañada de tostas de sésamo. Buenísimo! (adjunto foto).
- Dos variedades de pan: una especie de rosquilletas de cereales y pan integral con aceite de oliva y orégano. Ambos muy acertados.
- Postre casero: flan de coco y chocolate. Escondido tras la cobertura de flan de coco encontramos el corazón de chocolate, todo ello regado con salsa nuevamente de chocolate. Sublime! (adjunto foto).
- De bebida, un tercio de Mahou.

Servicio agradable y correcto.
Buen emplatado, aseado y colorido, y de raciones generosas.
Cubertería, coperío y demás... informal, con individuales desechables.
Buena relación calidad precio.

  • Flan de coco y chocolate

  • Patés de garbanzos y de berenjenas

  • Ensalada de cus cus y queso fresco

Tras un par de intentos a por el simple menú diario (los 2 únicos días que abren entre semana, claro . . .), hemos quedado nuevamente gratamente satisfechos por la gran calidad de todos los productos con los que cocinan sus platos: ensaladas, patatas, arroces, salsas, el pan integral . . .
Repetiremos!!!

Muy buen restaurante vegetariano en Valencia. El local es agradable y el personal es atento, agradable y muy profesional. Los tiempo de salida de los platos de la cocina muy bien sin largas esperas ni sensacion de abandono en ningun momento.
Las mesas algo anticuadas y la cuberteria normal.
Pedimos una ensalada botanic buena, unas croquetas de cebolla muy buenas y unos segundos que no recuerdo el nombre pero muy buenos tambien los dos.
De postre crepe de chocolate y frutas muy conseguido.
En general las raciones estan bien de tamaño, sin ser escasas ninguna de las que nos sirvieron.
Carta de vinos a unos precios normales en un restaurante.
El precio es un poco caro para lo que comimos sobre todo en estos tiempos en que estamos inmersos, pero no teniendo en cuenta el apartado de la cuenta un buen restaurante en todos los aspectos, siendo muy agradable la estancia en el.
Es la primera vez que voy pero no sera la ultima si me lo puedo permitir.
Saludos.

Reservamos mesa para dos en este restaurante, ya que nos apetecia probar un vegetariano en Valencia. El sitio es agradable, aunque hacia un calor bochornoso y no encendieron el aire acondicionado, solo habia unos ventiladores en el techo que poco ayudaban. Además al tener el techo abierto habia algunos mosquitos incordiando de vez en cuando.
El personal es atento y agradable, cierto que las mesas y cuberteria algo anticuado.
Pedimos un vino de rueda ecológico bastante correcto, la ensalada de cus cus a la hierbabuena, que nos sorprendio por su confección pero que estaba bastante buena, croquetas de cebolla y queso al horno, muy buenas, crepe de espinacas, recomendable, y una musaka de berenjena y queso parmesano, también recomendable.
Para finalizar tomamos un crepe de requeson y pasas, normalito.
El precio un poco caro para lo que comimos, aunque sabemos que este tipo de restaurantes suelen tener un coste algo mas elevado que la media.
En resumen, una buena cena en muy buena compañia.. :)

Comimos en este vegetariano que había oido tantas veces y nos gustó mucho. Nos dieron mesa para dos en la agrabable terraza interior rodeada de vegetación y de un ambiente muy tranquilo.
Comimos como entrantes una ensalada de cus cus y queso fresco y el timbal templado de escalivada al tomillo. De segundo elegimos mousaka de berenjena, quorn y parmesano y arroz al curry con carpaccio de verduras marinadas. Y para beber unas cervezas ecológicas que no estaban mal. Nos sirvieron pan integral, que es lo único me pareció un pan de molde muy sencillo, y unas rosquilletas con sésamo.
De postre tomamos crepe de frutas con chocolate y tarta de queso y frutas del bosque.
Las raciones eran bastante grandes y salimos más que saciados.
Nos pareció que todo estaba bien cocinado, bien presentado y muy sabroso. Respecto a la vajilla que comenta el compañero, a mi me pareció apropiada, ya que era de un estilo antiguo que rozaba el romanticismo.
En esta ocasión fuimos a comer con una oferta de Groupalia, por lo que nos resultó más económico, pero considero que tiene una buena relación calidad-precio, por los precios que vimos en la carta
Estoy segura de que volveremos.

He visitado el Restaurante varias veces y creo que comentarios desafortunados que he leido sobre este sitio no le hacen justicia para nada y están tan lejos de la realidad que, lejos de ser una opinión, parece que hablen de otro sitio. El trato ¡ES IMPECABLE!... no solo profesional, sino agradable, educado y más que diligente, vamos, no le pondría ni una pega. La comida está bien elaborada, y con buena presentación y no haría ninguna observación sobre los tiempos de espera entre un plato y otro. La carta de vinos será escasa para un consumidor habitual.... del vino, pues la carta ofrece bastantes zumos naturales y refrescos que en su conjunto es una buena carta de bebidas. El local es muy acogedor y el patio interior cubierto es precioso, con mucha luz y decoración natural de día y que de noche iluminado es un sitio muy romántico. Como RESTAURANTE VEGETARIANO es de un conjunto proporcionado y respetable, en su Carta, Decoración, Personal, Cocina, Bebidas, etc. Para no dejar de visitar.

Vivo en Madrid y fui a Valencia un fin de semana. Tuve la inmensa suerte de acertar en la elección del restaurante vegetariano en el que , por casualidad entré. Ambiente maravilloso, patio ajardinado, camarero amable y solícito. La carta de vinos no muy extensa pero adecuada para el tipo de comida.Me decidí por un buen vino de la región que me recomendó el camarero. Ambiente acogedor con iluminación cálida en la noche. Recomiendo a por la calidad de sus platos, sanos , bien presentados y deliciosos. Pude hablar con el propietario del restaurante que me explicó el cariño con el que llevaban este local desde hace casi treinta años, cuidando a su clientela que vuelve una y otra vez. Cada vez que vaya a la tierra del Turia volveré a este encantador restaurante.

Buena cocina vegetariana. Patio ajardinado muy agradable. Horribles la vajilla, la cubertería, la mantelería, la cristalería y sobre todo el servicio. No puede ser peor ni más antipático. Y con el elevado precio es impresentable que ni siquiera cambien los cubiertos entre plato y plato, como si fuera un barucho de carretera. Una pena

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar