Restaurante Bestial: Lo que es Bestial es la tomadura de pelo.


Lo mejor es la terraza, lo demás es totalmente prescindible.
Rigattoni con setas de temporada y tomate de la huerta, Traducción: Macarrones el Pavo, con champiñones y tomate de bote, 16€.
Ravioli de pasta fresca rellenos de gambas y verduritas asadas, traducción: Pasta wanton, con quisquillas ultracongeladas y verduras hervidas y pasadas, 19€.
Y ya no hablo de los segundos.....
Carta de vinos muy corta a precios altos.
Muchos camareros, pero trabajando como robots.
No volveré.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar