Restaurante Taberna Mundua: Seguir al explorador


De fuera vendran y de casa te tiraran. Pues eso, ha tenido que ser nuestro querido Toni que viniendo de Alicante nos enseña a los locales un restaurante en nuestra ciudad y que merece mucho la pena.

No insistiré en los detalles del local y el curriculum del chef porque está todo dicho y bien dicho. El local se llenó prácticamente a lo largo del servicio. En la sala buen ritmo de servicio de platos, bien comentados. Buenas copas, cambio de platos y cubiertos. Manteles individuales y bastante comodidad en las sillas, en un ambiente que transmite calidez y cierta elegancia.

Una carta de vinos suficiente, variada y con referencias interesantes y alejadas de los clásicos vinos facilones. Elegimos Sentados sobre la Bestia 2016 un tinto de coupage, bien servido de temperatura inicial, buen descorche, dado a catar y primer servicio. Previamente una cerveza de presión tostada de las varias opciones que se apuntaron.

La reserva ya incluyó la opción de menú largo, que consistió en:

. snack: wanton con tartar de salmón y arenque: buena textura de la base que permite comer con la mano. Muy agradable y sabroso.

. crema de calabaza asada y butifarra: amplia ración con una crema atemperada, muy elegante, más la contundencia de la butifarra en el centro.

. bao de cazón en adobo y mayonesa de Padrón: un mini bocadillo sabroso muy cumplidor.

. huevo, crema de queso trufada y secreto: contundente entrante con secreto y huevo, bien presentado.

. principal: arroz meloso de pilota y verduritas. Descartados el bacalao y la costilla ahumada, coincidimos en el arroz que fue servido al centro y en perol con ración más que amplia y con los ingredientes integrados en el arroz (no sobrepuestos) en el que nos destacó una presencia cítrica que nos informaron de corteza de limón dentro de la pilota. Buen punto de cocción, buen fondo, un poco más de verduritas me hubiera gustado.

. tarta al whisky: en realidad una deconstrucción servida en potito: buen sabor de conjunto aunque un poco desaparecidos los elementos por separado.

. tarta de cacao y queso con espuma de café: una textura homogénea inesperada por sus componentes, que deja dudas. No satura y se agradece.

En realidad es un postre para cada uno de los dos comensales. Creo que son postres que deberían diferenciarse mucho más entre sí, porque te toca tarta sí o sí.

No hubo cafés ni complementos. El precio del menú (19,50€) no puede estar más ajustado ya que las raciones están muy alejadas de la cocina minimalista y si se resta el costo de la parte líquida da una RCP muy notable. Sitio a seguir en su crecimiento y para visitar con frecuencia en su menú; de momento los tres que hemos ido hemos coincidido en todo.

  1. #1

    Antoni_Alicante

    Jajaja. Valencia es como una segunda casa y la plaza gastronómica donde más veces "he toreado" después de mi bien querida Marina Alta. El sitio me encanta. Volví poco tiempo después de aquella primera reseña y tengo prevista un visita muy pronto

  2. #2

    Abreunvinito

    en respuesta a Antoni_Alicante
    Ver mensaje de Antoni_Alicante

    Pues a la espera.
    Saludos

  3. #3

    Joan Thomas

    Por lo que leo... un valor seguro avalado nada mas y nada menos que por Toni y por ti. Muy buena RCP.
    Saludos

  4. #4

    Abreunvinito

    en respuesta a Joan Thomas
    Ver mensaje de Joan Thomas

    Y si además me ha llevado Aloof...
    Saludos

  5. #5

    Joan Thomas

    en respuesta a Abreunvinito
    Ver mensaje de Abreunvinito

    La total.
    Saludos

  6. #6

    Abreunvinito

    en respuesta a Joan Thomas
    Ver mensaje de Joan Thomas

    Lo pasamos bien.
    Saludos

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar