Restaurante La Forastera: Cocina de mercado actualizada


El utielano Txiskv Nuévalos, tras su paso por el Nerúa bilbaino y el Ramsés madrileño (bajo la dirección de Camarena) ha abierto, junto a su pareja Laura (la forastera) en la sala, un local esquinero en el barrio del Carmen. El espacio físico, bastante cuadrado pero partido por una enorme columna central deja la barra a un lado y una disposición irregular de las mesas por la sala para minimizar la cercanía de los comensales (no más de dos docenas caben). Luego hay otras dos mesas cercanas a la cocina que se encuentra a espalda de la barra, más un espacio privado, abierto, con una mesa rectangular para 8-10 comensales. Una estrecha escalera de caracol da acceso a una planta superior, imagino, para grupos amplios.

La decoración en madera de pino y blanco da calidez y luminosidad al local; manteles individuales, buenas copas de vino, vistosa vajilla, mesas con cierta amplitud, estéticas sillas pero poco cómodas para el bajo ritmo de salida de platos desde cocina, donde solo está chef, aunque la celeridad en la sala de la solitaria forastera, que se ha encargado incluso de la decoración, intenta compensar para que no llegues a las tres horas de sentada en el menú más largo; buena explicación de la composición de los platos, imprescindible en el menú degustación sorpresa.

La cocina está basada en sabores sencillos y productos mediterráneos del variable mercado diario para el cambiante menú de degustación, 5 platos + 2 postres (35€) que no se explicitaen la carta. Otra opción es el menú de noche, 4 platos + 1 postre (25€). En otro folio (o casi folio) suelto tienes el menú diario que consiste en entrante, arroz y principal (elegir entre dos) y postre (15€), pero también puedes conocer los dos principales en el menú diario largo (20€). Siempre se incluye la primera cesta de pan en cualquier menú.

La carta de bebidas, que no solo de vinos, a modo de libreta pegada a una madera es su hoja final (no cambia a diario como en la carta de comidas) merece una lectura con detenimiento pues es una sucesión más que suficiente de vinos muy elegidos, poco habituales y bien descritos, con mucha variedad y una horquilla de precios entre 17 y 37€ en blancos y 17 a 45€ en tintos, más un par de rosados, cuatro espumosos a cual más infrecuente, unos cuantos aperitivos (entre vermut y generosos) y hasta ocho diferentes cervezas, completan un panorama al que, sin duda, se ha dedicado tiempo y conocimiento. Nosotros elegimos un desconocido espumoso, Fetiche 2018 (24€), de método ancestral e infrecuentes uvas pero de bodega valenciana de prestigio: Sentencia. Resultó sorprendente y sería un furor en los veranos ibicencos.

Dos foreros para comer y decidimos, como casi siempre, conocer más de la cocina a través del menú degustación, aunque la falta de información previa no es algo que me motive y que la impresión de unos pocos menús, a la vuelta del mercado diario, estimularía más al comensal, en mi opinión.

Hoy, el menú más amplio, incluía:

. aperitivo por cortesía de la casa, que consistió en un cuenco para compartir unas pequeñas barritas de pan que acompañan a una particular versión de hummus.

. remolacha, crema agria y berenjena: no encontré el hilo conductor de los elementos muy contrastados en sabores y colores pero sin saber el guión.

. ostra con escabeche de verduras: buen molusco y acompaña bien el escabeche.

. fiambre de cabeza de vaca, hierbas marroquís y berenjena encurtida: muy buen fiambre que con una base una loncha del pan recien servido y el contraste de los complementos, forma un buen plato.

. alcachofas confitadas, puré de setas crudas y salsa de tuétanos: buen plato con sentido, aunque el puré y la salsa sean frios choca un poco con lo que esperas. Muy bien de sabor.

. cocochas de bacalao al pilpil: buenos elementos y bien elaborado. Cumple bien.

. carré de cordero, puré de coliflor y aceituna negra: buena carne, bien presentada, correcto el puré y las aceitunas troceadas aportan color y poco más.

. calabaza asada, helado vainilla y almendra frita: buenos elementos que juntos forman una agradable experiencia.

. torrija frita y helado de café: buen tamaño, jugosa y buena intensidad de sbaor del café.

Ya hemos tomado café en helado, así que decidimos descansar de la tabla del asiento tras casi tres horas y acortar la sobremesa.

 

  • carré de cordero

  • cocochas bacalao

  • alcachofas

  • fiambre de cabeza de vaca

  • remolacha y crema agria

  • version del hummus

Recomendado por 3 usuarios
  1. #1

    Joan Thomas

    Buen comentario y buenas fotos para apoyarlo. De acuerdo contigo en la información previa sobre el menu degustacion. Deduzco que te ha gustado pero que no te ha maravillado. Tendrás que volver para poder evaluarlo mejor, no ? Es cierto que casi 3 horas por ocho pases y sin sobremesa, parece un poco largo...
    Saludos

  2. #2

    Abreunvinito

    Más fotos

    • la ostra

    • segundo postre

    • primer postre

  3. #3

    Abreunvinito

    en respuesta a Joan Thomas
    Ver mensaje de Joan Thomas

    Gracias por la ayuda para subir el resto de fotos.
    Saludos

  4. #4

    Aloof

    no estoy conforme con la puntuacion.saludos.

  5. #5

    Joan Thomas

    en respuesta a Abreunvinito
    Ver mensaje de Abreunvinito

    De nada, ahora podremos ver todas tus fotos ;-)
    Saludos

  6. #6

    Abreunvinito

    en respuesta a Aloof
    Ver mensaje de Aloof

    Pues como conoces bien el tema de primera mano, dime tu puntuación.
    Saludos

  7. #7

    Aloof

    en respuesta a Abreunvinito
    Ver mensaje de Abreunvinito

    6.saludos.tiene infulas de rest.gastro pero no convence(a mi ).saludos.

  8. #8

    Abreunvinito

    en respuesta a Aloof
    Ver mensaje de Aloof

    No te acertaron con la carne, ni con la falta de chocolate en el postre, poco con la ostra y la alcachofa ... Demasiados puntos negros para tus gustos.
    Saludos

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar