Restaurante 7 Portes: Hay que probarlo


Visita para comer con dos niños y sin reserva.
Nos suben a la planta de arriba, con mucho espacio y muy cómodos.
Buñuelos de bacalao: muy ricos.
Croquetas de pollo: quizas por debajo de los buñuelos.
Canalones 7 portes: muy dignos, como los de mi madre, es decir hay que alabarlos.
Paella Parellada: algo justa, pero en su punto.
Vino: blanco 7 portes: correcto.
Zumo naranja natural, crema catalana, helados...

Personalmente me sentí muy bien atendido, rápido y fiable, comida de la de siempre sin florituras pero sabrosa.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar