Restaurante Goya Gallery Restaurant: Ex-bar Goya


El antiguo bar Goya, el de buen marisco y sepia con mahonesa se ha remozado como toco el edificio, y ahora es un restaurante en forma de U alrededor del patio de la finca, con mesas demasiado juntas, bien vestidas, buena cuberteria y coperío, con una interesante carta de comidas y destacando el tema de arroces, servidos de forma individual (algunos necesitan encargo o 90 minutos de espera para hacer el fondo), con opciones de picar y compartir, algunas de ellas referenciadas como premiadas en diferentes concursos y años.

Local lleno, servicio con gente aunque poco organizada (hasta 4 personas sirvieron en nuestra mesa) y alguna pausa al principal y sobre todo a los cafés cuando ya no quedaba casi nadie. Algo ruidoso.
Carta de vinos compleja de manejar, con suficientes opciones para elegir y precios al uso. Elegimos Sierra Cantabria Cuvée 2010

Cuatro para comer, unas cervezas de entrada ofrecidas como "3 alemanas que no recuerdo" (Warsteiner nos llegó), un pan correcto y un muy buen aceite Pla de l´Arc de Penyagolossa, bien de amargos.
Un aperitivo de la casa para entonar estómago. crema de patata, calabacín, guisante y pimiento verde que hubo que preguntar a varios camareros para conseguir saber lo que comíamos.

Entrantes:
. alcachofas cocidas (con su parte de rabo como manda la moda), sobre una base de vinagreta de tomate, almendra triturada y escaso jamón (premio Naquera 2014): bien la alcachofa y muy ácido el tomate Lo malo es que el plato de postre que teniamos para servir los entrantes se mantuvo hasta el final y el ácido tomate también.
. erizo relleno: no consiguieron decirnos como estaban hechos y desistimos. Bien de sabor a mar sin desbordar.
. croqueton de pularda: gran croqueta redonda (casi pelota de tenis) sobre una tierra de kikos y cacaos, bien de sabor, bien de relleno.

Principales, cada uno elegimos un plato para probar:
. arroz del senyoret de carabineros: amplia ración en paella de medio dedo de arroz, buen punto, un carabinero pelado al centro; de tropezones muy a trocitos pequeños gamba pelada, calamar y rape.
. arroz al horno: con costilla de cerdo, garbanzos, morcilla, panceta y tomate
. crujiente de rabo de toro, al Jerez y pera al vino: espectacular presentación y bien la pasta crujiente que envolvía al rabo de toro bien guisado.
. bacalao con garbanzos: sobre una base de garbanzos cocidos un bue n trozo de bacalao bien de punto con una mouselina de ajo aceite.

Postres:
. canutillos (3) de calabaza (premio liria 2012?): muy bueana presentación y bien de sabor; unas fresas aportaban acidez y frescura al plato.
. lingote con helado de maracuyá y mango, acompaña algo de piña que pone contrapunto ácido y fresco frente a un lingote mucho menos dulce y denso de lo que supones al llegar el plato.
. helado de galleta: buen helado con fondo de galleta María; rico.

Por supuesto hay pescados y carnes y muchos entrantes desde la clásica sepia con mahonesa hasta marisco del día.
Un local con mucho potencial.

  1. #1

    Aloof

    te acuerdas del pimiento relleno que hacian?saludos mister NON STOP.

  2. #2

    Abreunvinito

    en respuesta a Aloof
    Ver mensaje de Aloof

    Es verdad.!!!
    Hace muchas lunas de eso.
    Saludos copiloto

  3. #3

    JaviValencia

    Diego, a que te refieres con que la carta era compleja de manejar? Anda, especifica ;-)

  4. #4

    Abreunvinito

    en respuesta a JaviValencia
    Ver mensaje de JaviValencia

    Pues que es grande, aunque no tanto como Valen¬Cia, se pliega como un tríptico de lados irregulares... De las típicas que acabas haciendo un destrozo de copas en la mesa a nada que te descuides, pero hay que hacer cosas diferentes para que tú y yo hablemos de ellas.
    Saludos

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar