Restaurante Lotelito

3
Datos de Lotelito
Precio Medio:
25 €
Valoración Media:
4.2 10
Servicio del vino:
4.0 10
Comida:
3.7 10
Entorno:
7.0 10
Calidad-precio:
3.0 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Mediterránea
Vino por copas: No
Precio desde 18,15 € (precio más bajo introducido por un usuario)



3 Opiniones de Lotelito

Es un local chulo, de los de ahora, y excelentemente situado. Con la ventaja y suerte de tener la calle peatonal que comparte con el Teatro Principal en donde ponen la terraza. En su interior llama la atención la "jaula" de bebidas que cuelga del forjado sobre la barra, la malla metálica que cubre dicho forjado y el refuerzo de los pilares.

El menú que tienen del día por 14,90 €. también llama la atención, lo que pasa es que una vez rebasada su lectura, muere en automático al probarlo.

A compartir

- Ensalada de bonito ligeramente escabechado con verduritas crocantes, couscous y tomate valenciano.

- Coca de queso de cabra con tomate dulce y cebolla roja.

- Crema de lentejas con jamón ibérico.

Plato principal a elegir

- Bacalao con muselina de ajo y sofrito tradicional.

Postre a elegir

- Crema quemada con frutos rojos.

Esos entrantes esperas que te den la pista de lo que pueda ser su cocina. Agradeces de esa manera el poder probar más cosas sin que te lo reduzcan a uno solo.
Esa expectativa se desmorona al ver que en el bol de ensalada es la lechuga iceberg la que practicamente lo ocupa. Y es una pena, porque con más cantidad de couscous, el cual llevaba ese toque de jengibre, hubiese conseguido que nos olvidáramos de la escasez del resto de ingredientes. Digo lo del couscous porque es la parte barata de éstos, siempre teniendo la perspectiva del menú presente.
También porque la crema de lentejas al margen de suave, no decía gran cosa.
Y porque la coca del montadito estaba seca. La combinación del mismo es un fácil pero acertado recurso, eso si.
El bacalao, desalado, era para salir corriendo. Partes desiguales que detectabas ya al partirlo, cuanto ni más en la boca. Pasado de punto.
El postre tenía buen sabor, podríamos decir que correctillo, pero su lectura te hacía pensar en una crema catalana con frutos rojos caramelizados por arriba, en lugar de una mermelada en el fondo.

Para beber una copa de PradoRey Roble 2013. Descorchado por suerte para nosotros al no tener abierto ninguno. Servido en unas correctas copas. Todo el proceso en la barra, a la que estábamos practicamente pegados, luego si estamos lejos me vuelvo a encontrar una vez más con el servicio de marras que me persigue. Ojo porque es por desgracia más habitual de lo que esperas.

El servicio es lento y poco profesional. Los ves andar rápido de un sitio a otro pero es como si no les cundiera.

Probablemente no vuelva salvo arrastrado por un grupo de esos que no puedes eludir.

El flamante local de moda de Valencia es un absoluto despropósito. Es el local de menú por encima de 15 euros que peor trato da de todos los que conozco. La próxima vez preferiría pisar un kebab de extrarradio.

- Mala atención general: tres camareros para gestionar una misma mesa y mala comunicación entre ellos.
- Pedimos 2 raciones de cada una de las tapas, por ser una mesa grande; y traen la primera, y después de diez minutos de reloj la segunda.
- Mala cara de una camarera maleducaca cuando le pedimos consultar la carta de vinos por segunda vez.
- La comida, en general, muy floja. Sabores avinagrados sospechosos de mal estado de algunas verduras.
- Finalmente tras exigir responsabilidades, la responsable invita a copas de cava y nos da 10 minutos para dejar el local, cuando todavía estaba lleno de gente, "porque tienen obligación de cerrar a la 1.30h".

En definitiva, ni volveré, ni lo recomedaré a nadie.

Sitio de reciente apertura en el centro de Valencia que pretende dar de comer y transformarse en pub después de la cena. Local que se puede definir como "chic" aunque incómodo con sillas de plástico y mesas altas con taburetes, de todo menos cómodo.
La comida no está mal, nada nuevo. Comimos un menú de 21,70 euros con 3 platos y un postre. No merece comentarios
Digno de mención sí es desastre organizativo del local. No miran las reservas gestionadas por la Central de reservas de El Tenedor, balones fuera a la hora de admitir responsabilidades. El trato fue nefasto, señoritas maleducadas que amenazaban con no servirnos nada de cena si " se le calentaban las narices". La mesa nos la dieron una hora después de nuestra "reserva" y casi les tuvimos que dar las gracias por darnos una mesa a las 23.35H.
Palabras malsonantes entre camareros, que más bien parecían un grupete de amiguitos en una fiesta.
Evidentemente no es necesario decir que NO VOLVEREMOS y que NO LO RECOMENDAREMOS A NADIE AL QUE APRECIEMOS....

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar