Restaurante Bar Tropicana: Siguiendo de tapas por Ávila Sur


Otro de los fundamentales, si El Moro era tierra de bocatas, en este caso disponemos de una oferta ampliada a tortillas rellenas, raciones, aunque sin olvidar los montadiditos/bocatines.

Nuevamente correcto para ser tapas de regalo, que para los que no estamos acostumbrados en nuestras ciudades de origen, nos saben a gloria, aunque sea puntualmente.

Buena forma de continuar la ruta tapera, aunque quizás un peldaño por debajo de El Moro, y eso que tanto los callos, como los bocatines de calamares y pantumaca -que no podía faltar-, y la tortilla rellena de ¿vegetal?, no estuvieron mal, pero el precio era ligeramente mayor, y la calidad y cantidad, ligeramente inferior.

En este caso fue una consumición más y rondó los 8 €.

Por la zona sur aun entramos en otro más -que no mereció tanto la pena, y no voy a comentar- pero que nos imposibilitó dar cuenta de otros dos clásicos de la zona, el Mario y el Venus. Otra vez será.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar