Restaurante Les Escoles: El mejor arroz empordanés


La situación es, casi casi, inmejorable. En medio de la llanura entre Pals y Peratallada, algo separado del pueblo (menos de 100 metros), las vistas que se tienen, a la sombra de las moreras, son para quedarse y no moverse. Si, además, has comido muy bien y te estás tomando una copa, después de un arroz negro (por encargo) y el helado de mojito (si, además de líquido lo sirven helado), la tentación de quedarte toda la tarde o noche es casi insuperable.
Tienen una carta de tapas/platos muy acertada. Por ejemplo, las patatas bravas están muy buenas, el foie es de la zona, muy bueno, etc.
Pero, si se lo encargas con unos días (hay que darles tiempo de comprar el pescado y la cabra de mar para que sea fresco), te preparan un arroz negro de pescado (negro por la cebolla, no tiene tinta) que es el mejor que he comido en mi vida, y he veraneado muchos años en el Empordà. Las raciones son generosas (pedimos para 5 y podrían haber comido 6 o 7) y si caes en la tentación de picar alguna tapa antes, te costará llegar a los postres, pero vale la pena intentarlo, están muy buenos. La ventaja es que después te puedes tomar una copa, para acabar de digerir. Por las tapas cobran 4,5€/una, y el arroz, 18€ por barba. La carta de vinos es corta, pero está bien.
¡Probarlo, antes de que se ponga de moda y no haya mesa!

  • El Jefe y el cocinero en el jardín

  • Comedor interior

  • Cartel de la entrada

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar