Wok con algunas novedades.

Dentro del complejo Heron City se encuentra este enorme restaurante asador, wok y teppanyaki. Tres opciones distintas para disfrutar con amigos de una comida distendida donde la mesa cuenta tan solo un 50% y el resto lo cumplen las ganas de pasarlo bien y la compañía.
Aun así, debo decir que sorprende ya no por el asador, que la verdad es que la carne, preparada por un cocinero español, no está nada bien cocinada (quedada por fuera y cruda por dentro), sino por la gama de productos que puedes encontrar para preparar los platos de wok y teppanyaki, como el jamón recién cortado (que está realmente bueno). En sus mesas climatizadas podemos encontrar ostras, navajas, berberechos, calamares, todo tipo de setas, verduras, etc... La oferta de sushi flojea respecto a otros asiáticos de esta temática que he probado, es algo escaso en variedad y la elaboración es de calidad media.
El servicio del vino es prácticamente inexistente, se limitan a abrir la botella y dejarla encima de la mesa, las copas son de calidad media y poco más se puede hablar de este aspecto. De nuevo carencias en vinos espumosos que, siendo los más recomendables para este tipo de cocina, son los que brillan por su ausencia.

En definitiva, no es una mala opción si te apetece un asiático de este tipo y te pilla cerca de casa (como a nosotros) o sales del cine y no sabes dónde ir a cenar, porque la verdad, es la mejor oferta de Heron City con diferencia.

Recomendado por 1 usuario
  1. #1

    G-M.

    Si pusieran un buen cremandt ;-) u otros espumosos, otro gallo cantaría.
    Se iría más a gustito, totalmente de acuerdo.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar