Restaurante Casa Felipe: Un fijo!


Son varias las veces que hemos estado desde mí última crónica y creerme que alguna que otra más caerá!

Nos gusta este establecimiento. Te tratan bien, se come bien y siempre es agradable volver.

En este caso, cena de sábado. Dudamos entre pedir algo para casa y al final decidimos comer algo de pescado y allá que fuimos.

El ambiente en el local estupendo, lleno el comedor y gente en la barra. Así da gusto salir de casa!

Lo teníamos claro, una ensalada y un buen pez.

La ensalada, de pulpo con helado de manzana. Ración perfecta. Buena materia y el helado muy refrescante en la boca. Empezamos bien.

Había rodaballo y como es nuestra debilidad pues nos le pedimos. Decidimos servirnos nosotros debido al trajín que tenían en el comedor. La verdad es que el bicho estaba de muerte!!

Cena, sin postre. Me cuesta cada vez más en las cenas meterme un buen postre y ojo; aquí son de los buenos. El propietario es repostero así que sabe lo que se hace.

Decidimos regar la cena con una botella de Moët, todas las demás opciones o estaban agotadas o las declinamos.

Unos café de los buenos buenos y listo!!

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar