Franquicia con desigual suerte

De los locales que conozco de esta franquicia me quedo con este, buena materia prima y correcto tratamiento.

Cenamos en la terraza, lo que resultó algo incomodo, la mínima pendiente de la calle se encargó de ello. Hubiese estado mejor dentro donde las mesas con separación y espacio suficiente no sufrían el desnivel, pero verano, terracita….

Buena ensalada de tomate, correctas las frituras en general, y generosas raciones. Pero pasamos a los pescados donde nos encontramos con un más que correcto tratamiento y buena calidad de la materia empleada, jugosa la lubina, perfecto el cogote de merluza y suave la rodaja de merluza.

El servicio en la sala es atento y ponen empeño en hacerlo bien lo que es de agradecer

El servicio de vino es limitado y sin ningún tipo de atención lo que se traduce en una carta de vinos corta y sin mayor interés.

Los postres no desmerecen pero sin nada sobresaliente.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar