Restaurante La Paradeta

Datos de La Paradeta
Precio Medio:
15 €
Valoración Media:
3.1 10
Servicio del vino:
1.4 10
Comida:
3.8 10
Entorno:
3.0 10
Calidad-precio:
7.0 10
Fotos:
0
 
País: España
Provincia: Barcelona
Localidad: Barcelona
Zona: Ciutat Vella (Barcelona)
Dirección: comercial nº 7
Código postal: 08003
Tipo de cocina: Añadir tipo de cocina
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 15,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


5 Opiniones de La Paradeta

Local de auto servicio, en el que eliges y pagas el producto al entrar, y posteriormente te van llamando por numero según van saliendo los platos. No ha servicio de mesas salvo para recoger los platos.
Local amplio, con mesas bastante juntas y bullicioso. Domingo a comer en grupo.
Para comer todo al centro, sepias a la plancha, calamares, chipirones, mejillones al vapor y a la marinera, navajas, gambas cocidas y mero.
Raciones correctas, sin nada destacable. Lugar donde se puede comer a buen precio, y bien para grupos.
Para beber agua, cervezas y una botella de albariño torre la moreira.
Precio sobre los 15 €.

Macro restaurante, self-service, el locar parece el comedor de un colegio. Si no entras antes de las 21:00 tienes que hacer una cola impresionante (cuanta desesperación en esta ciudad). Al entrar, tienes que hacer "la compra" de lo que te vas a comer, en una especie de pescaderia de mercado de atrezzo. El pescado en cuestión no tenia muy buena pinta, pero intentamos seleccionar lo que parecia mas fresco (nos costó). Todo lo compras a peso,y el precio incluye el cocinado del producto. Cantidad si habia, pero la calidad estaba por los suelos. Del vino ni hablamos (muy triste).
Mi conclusión es que este sitio es para cenas de grupo de clase de instituto o universidad, adolescentes con hambre atroz sin condiciones. El precio 60 euros aprox. para los dos (tiramos comida, porque nos pasamos con la cantidad), incluido el pan y el vino (no recuerdo, cual era)

Local para no recomendar para aquellas personas que conocen producto.
Ningún valor añadido para el cliente, ni el ambiente mucho ruido, ni el moviliario ni el entorno muy deficiente, una sola forma de pago. el producto todo congelado ayer solamente creo que había fresco los ostrones y los mejillones todo los demás puro y duro congelado y además de no muy buena calidad, navajas congeladas, pulpos de china, calamar otro tanto, soso y blando, las gambas langostineras muy harinosas esto podía ser por la plancha que utilizan ya que es de una recuperación muy lenta pues todo el producto les hierve no plancha, el aceite con la ajada es de girasol, ademas el efecto que quieren dar es de pescado fresco y esto solamente es una sueño. la ensalada la cebolla estaba quemada del frio muy amarilla y trozos muy grandes. bueno si eres inteligente ni acercarte. además nadie apareció para limpiarnos la mesa de nuestro comensal precedente.Muy caro

Casualmente fuimos el otro dia a este local recomendados por mi pareja. Estoy bastante de acuerdo con el comentario de abajo en cuanto al ruido, al nulo servicio (ni de vino ni de nada, ya que es un self service) y en que hay ciertos productos congelados. Lo que pasa es que hay que sabérselo montar para disfrutar del sitio (no coger gambones, porque son argentinos y, lógicamente, congelados) y, en cambio, tomarse unos estupendos camarones, unos berberechos frescos, unas coquinas o, en definitiva, lo que tenga buena pinta (las navajas se movían y eran bastante grandes). La mayoría de los productos merecen la pena. Las copas de vino: satánicas, pero hay algún que otro vinito blanco (Vizhoja) o algún cava que te sacan del apuro a precios 2X. Otro consejo es ir a cenar entre semana, que hay menos gente. No conozco ningún otro sitio en Barcelona donde comer marisco fresco por menos de 20€/barba (los guiris flipan).
¿Incómodo? Sí. ¿Poco elaborado? También. Pero vamos a volver bastantes veces.
Tienen 2 locales más: C/ Riego, 27 (Sants) y Passatge Simó, 18 (Sagrada Família). De martes a sábado, cenas. Sábado y domingo, comidas.

Restaurante tipo chiringuito self-service, en la entrada hay una parada de pescado, en la que compras lo que quieres, lo pagas y te sientas en la mesa a esperar a que te avisen por megafonia. Cuando esta listo te van avisando, y vas a buscarlo tu mismo. Comimos unos mejillones, unos chipirones, calamares, gambas (6 unid.), cigalas (6 unid.), un centollo, una ensalada, y para beber una botella de ribeiro. Las gambas y las cigalas eran congeladas. Pagamos 73 euros dos personasa. La comida en general aceptable, el entorno lamentable, habia tanto ruido que no se oía ni a la persona que tenias delante. En fin recomendale para familias con niños, que vayan con la idea de comer pescado/marisco a buen precio, sin mirar mucho la calidad.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar