Restaurante Azurmendi: Lo bueno y lo bonito


En Azurmendi no hay comida fea, ni mala, todo es bonito y está rico. Es difícil establecer debates en torno a la comida porque todo resulta excelente. Se alcanza un punto de perfección incomparble. Los platos finalizan y se presentan sin aristas, redondos y tan...ricos...Esta virtud se cultiva en Azurmendi desde el inicio, solo Atxa lo consigue, es difícil establecer una crítica negativa, más allá de los gustos personales. Recuerdo las setas al ajillo del último menú. Unas setas de cardo inmensas, inmensas de ajo también, con dos huevitos, inolvidable, aunque si no te va el ajo...pero la ejecución es perfecta y la impresión visual también. Un gran menú Adarrak a la altura de cualquiera de los previos , aunque tampoco por encima. En esta visita encontramos evoluciones en el servicio. Ha cambiado, a pesar de encontrar algún [email protected] conocido, percibimos un servicio protocolario, algo encorsetado y muy pendiente del tiempo y casi nada del cliente( no , no exagero..parece que te ven , pero no te ven..). Paseos por la huerta, experiencias , la escena, la peli, más paseos, esto ya me gusta menos, prefiero lo de
antes..

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar