Restaurante Neo: Local de diseño minimalista, amplio y diáfano, con una luz tenue. Es


Local de diseño minimalista, amplio y diáfano, con una luz tenue. Es cómodo y las mesas son amplias. Únicamente los bancos de las mesas de arriba pueden llegar a ser incómodos en una comida o cena de dos horas. El chef, Iván Sánchez nos propone una cocina moderna y de autor no muy estridente y bien ejecutada y con sabores y productos variados y escogidos. Ofrece, a parte de la carta, dos menús degustación a buen precio (36 – 40 Euros) ambos suficientes y bien diseñados. Hay algunos platos destacables (sus raviolis rellenos de pato son excelentes). Carta de vinos correcta, con referencias españolas y alguna extranjera, pero debería ser algo más completa. Precios algo inflados (doble que en tienda). Buenas copas y servicio.

Un restaurante “de moda”, por lo que conviene reservar. Recomendable en cualquier caso.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar