Restaurante Casa Gerardo: Re Evolución


Acto principal del Encuentro de la Peña Los Restauranteros celebrado en Asturias y organizado por Isaac Agüero, brindándonos así la posibilidad de conocer de primera mano lo que se cuece en Casa Gerardo.

Y lo que uno percibió que se cuece no es otra cosa que trabajo, trabajo y trabajo. El realizado generación tras generación al frente de la empresa proponiendo un notorio inconformismo de fondo. Trabajo para mantener la tensión por lo logrado mirando el horizonte como objetivo, ilusionándose con el futuro sin olvidar el pasado. Filosofía basada en el esfuerzo por niquelar lo ya asentado, pero también por andar a la búsqueda constante del quid del producto y proyectarlo sobre las papilas del comensal, ofreciéndole así una nueva dimensión de lo que pudiera conocer acerca de él. Evolución constante.

Creo utópico intentar aportar algo nuevo sobre la descripción tanto del local como de las presentaciones degustadas que resultaron estas:

Aperitivos de pie...:

  • Bocadillo Crujiente de Quesos
  • Cebollita Rellena Crema de Nécoras
  • Croquetas de Compango
  • Croquetas de Jamón

...y ya en la mesa...:

... para acabar con:

Acierto pleno en el picoteo de pie, resultando este formato ideal para romper el hielo y desentumecer los maseteros a base de bocados, desenfadadas conversaciones, sonrisas y miradas cómplices, salpicando así este momento de un punto lúdico muy confortable.

En cuanto a lo servido en mesa... pues un auténtico regocijo. Mar, tierra, mar y tierra, tierra y mar, más mar y más tierra... dominio de los tesoros que nos ofrecen ambas despensas. Erizos, lechuga, merluza, anguila, huevas, cebolleta, papada, puerro, bogavante, salmonete, callos, cochinillo... y yo qué sé cuántas cosas más... con la aparición de diferentes perfiles de la sempiterna fabada asomándose con mayor o menor desparpajo por los platos hasta que la original, única e inconfundible hizo su entrada estelar en sala.

Ella sola se bastó para acallar, por primera vez, a los veintiii...pico comensales presentes que, previamente, ya habían lidiado con siete brutales platos. Indescriptible. Hay que peregrinar en su búsqueda al menos una vez en la vida, estoy convencido. Barra libre de la misma, por cierto.

La segunda vez que enmudeció la sala fue al percibir la inundación aromática de caramelo cuando la crema de arroz fue presentada. No se trata de un arroz con leche al uso, es una suave crema de sutil textura con exquisito fondo. Un motivo más, por si ya había pocos, para visitar esta casa.

Por cierto, también bebimos y de qué manera, agua, vino y sidra:

  • Sidra EM Brut Nature
  • Attis Atalante 2015 D.O. Rías Baixas
  • El Prohibido 2015 de Finca Míllara
  • Son de Arrieiro 2015 D.O. Ribeiro
  • Dominio del Bendito El Primer Paso 2016 D.O. Toro
  • Sitta Pereiras 2016 D.O. Rías Baixas

En resumen, experiencia de altísimo nivel disfrutando sin corsé alguno de lo que ofrece esta casa de la mano de Los Restauranteros... que si no existieran habría que inventarlos. Gracias a la familia Morán y a todo el personal por acogernos y atendernos de la manera en la que lo hicieron.

  1. #3

    oscar4435

    Casi te pillo con los comentarios , na en unos meses el Donostiarra , lento pero seguro .

  2. #11

    jacomur

    Magnífica descripción de los momentos vividos y comidos. Tanto es así que me hizo cambiar la opinión que tenia de mi anterior visita. Gracias familia Moran. Saludos desde la Capital del Hojaldre, Torrelavega.

  3. #12

    Fer B.

    en respuesta a jacomur
    Ver mensaje de jacomur

    Fue una experiencia muy enriquecedora en muchos aspectos.

    Un saludo!

Ver más restaurantes en Asturias

Novedades de Verema

Descubre nuestra comunidad hermana Rankia: Finanzas, Economía, Bolsa y Banca

Copyright © 2000 - 2018 Verema Interactiva S.L. Aviso legal - Política de cookies - Quienes somos.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar