Restaurante Deliranto en Salou
  

Restaurante Deliranto

2
Datos de Deliranto
Precio Medio:
136 €
Valoración Media:
8.5 10
Servicio del vino:
9.3 10
Comida:
10.0 10
Entorno:
6.0 10
Calidad-precio:
8.5 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Creativa - de Autor
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 102,50 € (precio más bajo introducido por un usuario)


Restaurante Deliranto El regusto de este pastel me rondará largo tiempo Deliranto Costilla de Black Angus Deliranto en Salou Gamba roja confitada sobre espuma de pistacho Restaurante en Salou Esto es un pan de verdad. Restaurante Deliranto El pan, un plato exquisito en sí mismo Deliranto El libro de Navidad

2 Opiniones de Deliranto

El pasado día 6 comí allí con mi hijo, le teníamos ganas hace tiempo al Deliranto y su cumpleaños fue una buena excusa para un mano a mano con tiempo por delante, pues allí has de contar con él, merece la pena ir disfrutando poco a poco de todo, del local, del ambiente y , por supuesto, de la comida y bebida.

Un punto destacable es lo cómodo que resulta el lugar; ciertamente es uno de los fuertes de Josep, conseguir espacios acogedores donde resulta un placer pasar un largo rato en buena compañía. No llega al nivel de nuestro añorado Sirco pero está decorado con gusto, el espacio entre mesas es amplísimo y la calidad de menaje, mantelerías, etc,...contribuye a que la sensasación sea muy agradable. A ello ayuda también lo acertado de la iluminación. A poco que observes te das cuenta que todo está pensado al mínimo detalle para que el comensal se encuentra allí bien.

Al entrar estuvimos unos minutos sentados en un recibidor tomando una copa de cava y eligiendo los platos de entre 4 propuestas, desde el menú más corto -entrantes a compartir y un plato fuerte a elección- hasta el más largo. Como nosotros no queríamos cargar en exceso escogimos la 1ª opción.

Vaya por delante que los menús tienen su fuente de inspiración en cuentos infantiles. Hace unos meses en Alicia en el País de las Maravillas, ahora los cuentos de Dickens. Afortunadamente no me dieron cordero a la menta como dicen se comía en la Inglaterra victoriana, pero no deja de ser una idea original que aporta un toque más al condumio.

Ya instalados sacaron "El árbol donde empieza la historia" , en forma de un Bonsai con unas estupendas esferificaciones de aceituna verde y aceituna negra.

Seguimos con "El libro de Navidad", que tenía dentro una cuchara de guisantes con chipirones, una riquísima tempura de cangrejo real con romesco y un bol con picadillo de cangrejo azul sobre el que vertieron sopa Thai; los 3 bocados me gustaron mucho, sobre todo el último.

 La siguiente entrega se llamaba "El Ayudante de Mr.Scrooge: los 13 chelines eran monedas de euro de chocolate que acompañaban foie con frutos rojos y jamón de pato. Completaba el plato una gran hogaza de pan casero (harina de espelta, masa madre y frutos secos) de la que cortaron sendas generosas rebanadas para untar 3 tipos de mantequilla: de quimchi con tomate seco, de cítricos y de ajo negro y parmesano. Repetimos de pan, no pudimos vencer la tentación.

El último entrante era "El pino": sobre un lecho de hojas de este árbol había castaña confitada y aceite de oliva, bocadito de kefir de cabra, sardina y botarga y cuchara con ponche navideño (parecido a una croqueta). a pie de mesa se monta sobre una plancha helada una espectacular gamba roja sobre espuma de pistacho, un bocado vistoso en su ejecución y muy sabroso.

Pedimos 2 segundos diferentes para poder probar de ambos: mi hijo bogavante (llega a mesa limpio) y yo una exquisita costilla de Black Angus confitada, para chuparse los dedos (que es lo que hice).

Los postres no desmerecen: un pastel de espuma de limón glaseada en tartaleta de chocolate y un árbol de navidad con macarons y algún otro dulce. Todavía me acuerdo del pastel.

Para regarlo todo elegimos el maridaje de vinos, que se concreta en 6 variedades  espléndidamente servidas en copas Riedel. Usan además un artilugio que me pareció de lo más ingenioso (Coravin), pincha el corcho y rellena de Argon segun creo recordar lo que queda en botella para evitar su oxidación. Yo personalmente no lo había visto nunca. No apunté los vinos, exceptuando el ARX (un tinto de Arcos de la Frontera que no conocía) y el Aalto.

El servicio de sala es excelente, los 2 profesionales al cargo aúnan buen hacer y simpatía, son parte integrante y protagonista de lo que el menú tiene de juego y literatura.

El precio varía según el plato principal, con bogavante 70€ y con la costilla 65. El maridaje de los 6 vinos añade 35€ per capita.

Nos sentamos a comer a las 3 y nos levantamos a las 6, fueron 3 horas magníficas.

Para mí, a día de hoy, la propuesta gastronómica más interesante y placentera de la provincia.

 

 

 

 

Pep Moreno, el chef -creador y creativo- del antiguo SIRCO ha dado un paso adelante y ha abierto el Deliranto con nuevos socios. Fuimos con la ilusión de repetir las sensaciones que habíamos tenido cuando conocimos el SIRCO y la verdad es que Deliranto ha superado nuestras expectativas. En Deliranto,una cocina de alta calidad y enormemente creativa se presenta en forma narrativa.... En nuestro caso, el hilo conductor que nos presentaba los platos era Alicia en el país de las maravillas. Genial la manera en que los paisajes, las pócimas, los personajes de la obra de Lewis Carroll se convierten en una experiencia gastronómica. Realmente es una experiencia para vivirla.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar