Restaurante Donde Carol en Zaragoza

Restaurante Donde Carol

1
Datos de Donde Carol
Precio Medio:
47 €
Valoración Media:
- 10
Servicio del vino:
- 10
Comida:
- 10
Entorno:
- 10
Calidad-precio:
- 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 47,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


1 Opiniones de Donde Carol

Zaragoza, Fiestas del Pilar, sin reserva… ¿Y ande hemos d’ir, maño?

Oye, han abierto uno muy guapo que la gente todavía no conoce… quizás tengáis sitio.

Biiiingo!

Bajas por la calle Alfonso, y la primera bocacalle a la izquierda… ahí lo verás.

Que guapo, tiene puntillo la entrada. En una solitaria y poco iluminada calle peatonal, casi de servicio, que parece pertenecer otra ciudad diferente a la que has dejado uno pocos metros atrás, en la populosa, animada y concurrida calle Alfonso… Ahí, efectivamente, al fondo se ve el “cartelico”, discreto más bien, cuidado, modernote… como luego sería el restaurante. Tiene clasecilla.

En planta calle únicamente tienes el acceso, unos pocos metros cuadrados que albergan la puerta y una escalera por la que bajas al restaurante en sí, que está en el sótano. Oscuro, guapo, punto elegante, punto exclusivo. Diseño moderno, intimista, con algunas de las mesas dispuestas como en semicírculos de altos respaldos de pana planchada dando una sensación entre sesentera y futurista, pese a que las paredes son de ladrillo aragonés con algo de madera y forja.

Cocina de mercado bien ejecutada, con indicios de autoría. De entre la selecta carta, elegimos, todo para compartir:

Anchoas en semi-salazón en Pan de cristal con Tartar de cebolla, tomate y aguacate
Carpaccio de Atún rojo con Vinagreta
Milhojas de Berenjena con Brandada de bacalao y Miel
Pata de Pulpo asado con su guarnición
Steak tartar Donde Carol
Torrijas con Peras al vino y Helado de canela

Grata experiencia: espectaculares las anchoas, mínima salmuera, sobre un crocante montadito con cama de tartar vegetal; correcto sin más el carpaccio de atún; recuerdos cordobeses en ese milhojas de berenjena, bacalao y miel, excesivamente presente esta última; la pata de pulpo, género de calidad bien tratado, casi crujía en boca; el steak tartar, preparado a la antigua usanza ante ti (eso sí, con la carne ya troceada) lo más flojo, le faltaba fuerza, sabor, le pedí que le echara “más de todo”; las torrijas, curiosísimas, en forma de croquetas, ricas.

Para beber, una copita de Manzanilla Muy Fina, una botellita de Fagus 2012 -esa garnachaza borsaonense, pulida y achocolatada, que disfruté como un bellaco- y por último una copa de Don Px.

Destacar el apartado de “servicio”, muy profesional, entre el que destacaba la jefa de sala y dueña del negocio, Carol, una maña resuelta y sonriente con marcado acento aragonés.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar