Restaurante Atrio: Sí pero no


Tengo que decir que no ha sido lo que me esperaba. El caso es que prometía porque el servicio muy atento nos preguntó si era la primera vez que ibamos (aunque qué sentido tiene que te pregunten eso, ¿de encuesta interna para saber quien repite?, sería útil si luego se ofrecieran a enseñarte la afamada bodega), también preguntaron si algún ingrediente no nos gustaba pero no sirvió de nada porque una persona comentó que no le gustaban mucho las setas y por ejemplo en el plato de la vieira un camarero echó salsa de setas alrededor. Otra cosa que no me gustó es que interrumpían constantemente la conversación, que si el aperitivo de los macarons nos lo teníamos que comer que sino se quedaba "gomoso", que si se planta un señor vestido de calle para preguntarnos qué tal (luego resultó ser el dueño). Yo con que venga el chef a preguntarme me sobra y me basta. Tampoco queda bien que vayan tachando los platos que vamos comiendo delante tuyo, mejor que lo hagan en la cocina o de memoria que tampoco hay tantas mesas.
En cuanto a los platos no encontré cosas sublimes y para rematar el vino que nos seleccionaron fue uno malísimo extremeño que faltó poco para ser de pitarra. Un consejo no os dejeis aconsejar. De nada sirve tener una guía extensa de vinos si tienen morralla. Leyendo otros comentarios quise pedir un vino de la bodega Matador. Resultó que esos no los descorchan para copas (que aprendan de la tienda Lavinia). Pedí un Aalto y me dijo el "sumiller" que eso lo podría encontrar en cualquier sitio que mejor un vino extremeño, de haberlo sabido le hubiera dicho que el suyo se puede encontrar en cualquier supermercado de Cáceres.
El ravioli es un sinsentido, según lo veía me acordaba de los episodios de Hell Kitchen donde Gordon Ramsey corrige esos defectos de otros chefs.
He visto ya en varios restaurantes que abusan de una materia prima que predomina en la carta, por ejemplo, en el restaurante La botica son los piñones, en El cenador de Amós de la remolacha, aquí del boletus. Era prácticamente imposible evitarlo, ¿cuánto dura la temporada de setas en Cáceres?.
Soy de Madrid y he visto sonoros cierres de grandes restaurantes con mejor planteamiento que éste.
En definitiva mucho continente y poco contenido.

  1. #1

    Anubis7

    Pues vaya experiencia... lo que comentas no invita a ir. Por cierto cual era el vino extremeño ?? Gracias

  2. #2

    Tabanquero

    Me ha sorprendido tanto el comentario que he visto otros tuyos anteriores.
    El mero hecho de que tu visita a Viridiana, con un 8.5 de media, incluyendo un 10 al servicio del vino y un 10 a la cocina, lo resumieras en 9 (nueve) palabras: "Toda una experiencia. No tengo palabras. Sin duda repetiré", en mi opinión ya lo explica todo. Si a eso se añade el calificar de "morralla" lo que José Polo y Toño Pérez atesoran en su bodega, ya remata la faena.
    Yo "no repetiré" el leer tus comentarios.
    Saludos

  3. #3

    Zumoman

    en respuesta a Tabanquero
    Ver mensaje de Tabanquero

    Simplemente es como quien tiene una fastuosa biblioteca llena de libros que no ha leído. No tengo ningún problema ni con José ni con Toño. Recuerda que todas las opiniones son subjetivas.

  4. #4

    Jeronimo

    Hay varias cosas que no entiendo de este comentario, entre ellas no acabo de entender el que te molestara que el camarero interrumpiera para recomendaros que tomarais un plato antes de se pasara, o que el propietario se interesara por la comida.

  5. #6

    Zumoman

    en respuesta a Jeronimo
    Ver mensaje de Jeronimo

    Tienes razón, es que aún estoy molesto, pero al igual que te advierten de cómo es la mejor forma de comer algún plato, lo lógico es advertirlo a la hora de servir el plato y no a los 10 minutos. En cuanto al propietario es que no encuentro educado que alguien se acerque a la mesa sin presentarse primero. Comprendo que estoy sacando punta a todo pero lo hago desde la crítica constructiva de un templo de la gastronomía.

  6. #7

    Zumoman

    en respuesta a Anubis7
    Ver mensaje de Anubis7

    Era el Basangus crianza (no recuerdo el año), que es el nombre antiguo de Badajoz (la lección de historia de la bodega fue perfecta). Es un vino que falla en taninos. En una tienda de productos típicos de Cáceres costaba 7€, lo cual queda totalmente descompensado con una comida de 100€. Yo esperaba todo un descubrimiento tipo Termanthia o al menos algo acorde con la comida. Es como si te compras una cadena de música cara y unos altavoces malos. Se me quitaron las ganas de pedir una copa de tokaji para el postre. Entiendo que es mejor ofrecer los vinos óptimos de descorche en el año ya que tienen una bodega tan extensa o que ofrezcan el maridaje de platos.

  7. #8

    Jeronimo

    en respuesta a Zumoman
    Ver mensaje de Zumoman

    En ese caso la razón es tuya, el camarero debe de advertir al presentar el plato de las “instrucciones pertinentes”, y si el propietario no se presentó previamente, es una evidente falta de educación.

  8. #9

    oscar4435

    Cada uno cuenta como le va, quizás algún termino sobraba , por lo demás si es como dices , es normal que estés decepcionado y eso , es lo que te haga ser algo mas duro , a mi también me ha pasado , a veces es peor la decepción por unas expectativas , que una mala comida , sin expectativas , yo hace unos años me pase por el atrio, todavía estaba escondido , en su anterior ubicación , no me desagrado , pero tampoco cumplió mis expectativas , que al final muchas veces el problema es de las expectativas , pero vamos que me acuerdo que un par de vinos no había , el que había , en verdejos , no estaba en la añada que tenia que estar , para mi , y yo también había oído hablar maravillas de la bodega , eso si la gente muy maja , un saludo.

  9. #10

    Tabanquero

    en respuesta a Zumoman
    Ver mensaje de Zumoman

    Efectivamente, todas las opiniones son subjetivas, y creo más bien que la decepción sufrida puede ser debida a expectativas creadas. Es evidente que fuiste tú quien estuviste allí viviendo ese momento, pero en lo que no puedo estar de acuerdo es en lo que comentas a Jeronimo de "crítica constructiva", ya que en mi opinión una crítica constructiva debe tener un punto de sensibilidad para que el local visitado capte las quejas del cliente y pueda mejorar la cocina, el servicio y demás aspectos de la oferta.
    Saludos

  10. #11

    Carmen1978

    Que pena, habréis tenido mala suerte pues nunca suele defraudar.
    Nosotros vamos 1 vez al año porque nos encanta el hotel y el restaurante y podemos decir que jamás hemos salido con mala experiencia.

    En cuanto al dueño, es habitual que en restaurantes del estilo ( Atrio, Martin Berasategui, Mugaritz, Akelarre ... ) salgan a saludar sin previo aviso al cliente simplemente para preguntar si esta siendo todo de su agrado.

    Que pena que os fueseis con ese recuerdo. Pero bueno... de todo se aprende y no siempre uno sale como espera...

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar