Restaurante LA DOLÇA HERMÍNIA en Barcelona
  

Restaurante LA DOLÇA HERMÍNIA

2
Datos de LA DOLÇA HERMÍNIA
Precio Medio:
18 €
Valoración Media:
7.0 10
Servicio del vino:
5.0 10
Comida:
7.0 10
Entorno:
7.0 10
Calidad-precio:
8.5 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas:
Precio desde 12,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: No cierra

Teléfono

Restaurante LA DOLÇA HERMÍNIA Crema catalana con helado de chocolate y "pets de monja" LA DOLÇA HERMÍNIA Tataki de atún con mayonesa de aguacate y salsa Teriyaki LA DOLÇA HERMÍNIA en Barcelona Mezzi Rigatonni a la boloñesa

2 Opiniones de LA DOLÇA HERMÍNIA

La Dolça Hermínia es uno de la aproximada decena de restaurantes que el Grupo Andilana, especializado en ofrecer platos resultones en locales que dan el pego a precio asequible, tiene en Barcelona. Éste concretamente está muy cerca de la antigua sede de La Caixa de Via Laietana.

Tomamos el menú de 20.95 eur que incluye 2 platos, pan, postre y bebida. Escogimos vino tinto de la casa (nos dieron una botellita/jarra de medio litro para los dos) servido fresquito y que sin ser nada destacado entró muy bien la verdad y acompañó todos los platos al ser muy suave. Una agua también de medio litro (1.90 eur fuera de menú) completó la parte líquida inicial de la cenita. Ya al principio (bien) nos trajeron un par de panecillos consistentes servidos en una cestita y además aceite y vinagre.

El menú está a 20.95 eur IVA incluido y sale algo más barato que pedir a la carta. Sólo tiene como inconveniente que las opciones de escoger son un poco reducidas (3 para cada servicio). Yo de primero me decidí por unos macarrones (rigatonni) a la boloñesa servidos con una lámina delgada de Provolone por encima (que no se notó mucho). Muy ricos sin ser cosa de otro mundo, algo pasados de cocción pero sin exagerar y la boloñesa muy sabrosa. Ración suficiente igual que la ensalada que pidió mi pareja de mezclum de bolsa (lo único flojillo) con higos, queso de cabra caliente, tomatitos, nueces y una salsa dulce. Bien respecto a lo que se espera de un menú de este precio.

Los segundos me gustaron algo menos. Yo pedí Tataki de atún con salsa Teriyaki (también los cortes tenían semillas de sésamo y creo que cebollino por encima). El pescado (aunque no soy un experto) no era de gran calidad pero se entiende por el elevado precio de esta materia prima y de todas maneras no tenía ningún defecto. El plato iba acompañado por algo de tomate y cebolla que no parecía muy fresco así como de unos puntos de salsa de mayonesa de aguacate que sí que me encantó. El otro plato fue un confit de pularda (gallina vieja) con patatitas. Fue quizá lo más flojo de la noche... la carne estaba bien cocida aunque no era muy sabrosa y la salsa era demasiado dulzona.

En cuanto a los postres, sin duda lo mejor de la velada. Yo me pedí una crema catalana (quemada) que iba acompañada por un bastante digno helado de chocolate y "pets de monja" (unas pequeñas galletas). La combinación crema-chocolate frío era fabulosa. Y, cómo no, probé el otro que era el famoso postre de Tim Baon, servido como mínimo desde hace 20 años en los restaurantes del grupo: helado de turrón con crema catalana por encima y salsa de chocolate... una bomba, vamos. Un punto a mejorar es que los dos postres se parecen bastante. 

Acabamos con dos carajillos de Bayleys (a 3 eur cada uno, precio que me sorprendió un poco por alto). El servicio fue rápido y educado sin agobiar mucho. En resumen, un local muy parecido a los otros del grupo (este me gusta porque no es de los más concurridos) en el que sabes que comerás cosas ricas aunque quizá la calidad no sea lo máximo. El concepto (preparan los platos al vacío según creo en una nave y luego los reparten) es el que es pero para ir de vez en cuando no está nada mal. Sabes que el presupuesto no se disparará y la decoración es de restaurante de 40-50 eur por persona. Otro aspecto a mejorar sería lo cercano de algunas mesas. 

  • Crema catalana con helado de chocolate y "pets de monja"

  • Tataki de atún con mayonesa de aguacate y salsa Teriyaki

  • Mezzi Rigatonni a la boloñesa

Satisfactoria la experiencia en este establecimiento. Muy buena opción para un menú diario a un precio absolutamente correcto (10,30 Euros). Muy buena relación calidad/precio. Platos de menú simples pero originales aunque quizás las raciones para mi gusto sean un poco justas aunque suficientes. Local bien decorado y agradable. Mesas bien dispuestas con mantelería (que se agradece y mucho cuando uno va de menú). Limpio. Quizás las mesas un poco juntas. Debido a la gran afluencia de gente no admiten reservas. No apto para los amantes de las comidas tranquilas. Servicio muy amable y atento. Cocina simple pero original. Platos bien presentados y estudiados. Quizás sea una de las mejores opciones en Barcelona para un menú diario rápido. Repetiré.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar