Restaurante Mondoré Cerveseria Gastronòmica en Barcelona
  

Restaurante Mondoré Cerveseria Gastronòmica

2
Datos de Mondoré Cerveseria Gastronòmica
Precio Medio:
21 €
Valoración Media:
4.0 10
Servicio del vino:
- 10
Comida:
7.0 10
Entorno:
3.5 10
Calidad-precio:
8.5 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Tradicional
Vino por copas:
Precio desde 19,29 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: Domingo y lunes

Teléfono


2 Opiniones de Mondoré Cerveseria Gastronòmica

Telefoneamos para reservar en la terraza y dejamos un mensaje en el buzón de voz. Resulta que no escucharon el mensaje porque hacía poco que habían cambiado de operadora telefónica. Nos encontramos la terraza llena y sin visos de poder sentarnos en un período razonable de tiempo. Como íbamos con mi sobrina de corta edad, decidimos cenar en el comedor interior, donde nos había informado un camarero que no había problema para acomodarnos. Poco antes de entrar se había quedado libre una mesa de dos, que ocuparon justo antes de que nos decidiésemos a cenar en el interior, a pesar de que habíamos quedado en que esperaríamos por si quedaba sitio libre en la terraza. Mi cuñado me comentó que el mismo camarero le había dicho que tendrían un detalle hacia nosotros por las molestias. Nos sentamos y a mi cuñado le sirven una copa con pintalabios. Como también ha ejercido de camarero, avisa discretamente a la camarera, quien se la cambia sin siquiera pedir disculpas. Durante la cena, el aire acondicionado va y viene a discreción, alternándose ratos de calor con ráfagas de aire gélido. Acabo de cenar y salgo a fumarme un cigarro a la puerta (por eso prefiero la terraza). Me encuentro ocupada una mesa donde podríamos haber cenado nosotros. Como no sé cuándo se ha ocupado, no me quejo, pero me mosqueo.

La comida, muy bien, como en anteriores visitas, salvo que se habían agotado un par de platos. Repetimos muchas de las tapas que ya conocíamos. Esta vez me tomé una copa de Erdinger de barril. El precio, también muy bien, como en anteriores visitas. Supongo que el detalle que mencionó el camarero a mi cuñado se refería a los cinco céntimos de descuento que nos hicieron.

En fin, que salí cabreado pero con el estómago contento...

Ubicado muy cerca de la Av. Paralelo y de la Pza. España. Decoración entre clásica y rústica. En la entrada hay una zona con mesas altas y la barra. Pasando el pasillo que da a la cocina y al aseo hay un comedor interior no demasiado grande. También dispone de una terraza con un par de mesas para cuatro comensales, donde cenamos. Sin mantel. Servilletas de papel. Sillas de resina bastante cómodas. Vajilla moderna. Cristalería corriente. Servicio atento y eficiente. Carta con recetas bastante tradicionales, aunque algunas cuentan con un toque que las hace diferentes, y postres caseros. Pocos vinos y carta de cervezas con referencias que no me sonaban en absoluto, salvo una cerveza que se anuncia en TV. Había una marca de cerveza tradicional catalana: Guineu.

Compartimos todos los platos:
- Tataki de atún escabechado con ensalada y manzana (7,20€) - Nos gustó el aderezo de la ensalada y el punto del atún. Muy bueno.
- Croqueta de pollo asado (2,-€) - Muy sabrosa y de tamaño más que generoso. Bechamel algo menos cremosa de lo que me gusta.
- Bravas Mondoré con alioli asado y salsa picante (3,95€) - Aunque fritas con piel, lo cierto es que hacía mucho tiempo que no encontraba unas bravas que mereciesen tal nombre. ¡¡¡Picaban!!! Bien la patata y bien las dos salsas. Si pelasen las patatas, me harían muy feliz :-)
- Bocaditos de cazón en adobo (6,-€) - Adobo con toques marroquíes. Rebozado poco crujiente pero muy buen sabor.

De postre:
- Espuma de crema catalana con helado de gianduja (5,45€) - Helado cubierto por una crema catalana ligera y una lámina de azúcar quemado con un leve sabor a lima. Muy buen sabor en conjunto, aunque me hubiese gustado algo más de potencia. Es el único plato donde no coincide el precio del ticket (más caro) con el de la página web.
- Torrija casera con helado de yogur (5,60€) - Muy buena. Me gustó el contraste del agrio del yogur con el dulce de la torrija.

Platos con buena presentación y buen tamaño, teniendo en cuenta el estándar barcelonés. Nos trajeron los cuatro platos con pocos minutos de diferencia. Suerte que la mesa era para cuatro comensales y no hubo problema en acomodarlos.

Bebimos una caña (1,40€), un par de aguas de 0,5 l. (1.70€/ud.) y una cerveza Spitfire (6,25€), aprox. su precio en tienda x2,5.

En algunas ciudades pasaría por un lugar discreto, pero, de lo que he visitado en BCN, es uno de los que más me han gustado y espero poder repetir asiduamente. Además me han dicho que puedo llevar vino, aunque no me han especificado cuánto me cobrarán. El camarero me dijo que sería algo simbólico. Las copas que vi son corrientitas, pero para un blanco fresquito, servirán :-)

Un consejo: el camarero nos recomendó reservar por teléfono si se quiere terraza o llevar vino.

El precio corresponde a lo que tomé yo. Lo de mi esposa no llegó a los 20 euros.

  • Bravas Mondoré con alioli asado y salsa picante

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar