Restaurante Montia: Próxima estrella Michelín


Excelente experiencia en MONTIA, el restaurante gastronómico situado en San Lorenzo del Escorial. Aprovechando que jugaba la selección cenamos en este restaurante en el que reservar es complicado, cosa que no me extraña en absoluto. Local un poco escondido en el centro de la localidad, decorado en plan minimalista pero muy acogedor (atención a los baños que son una monada).

Dos personas. No tienen carta, hay menú corto y menú largo y se acabó. Perfecto porque así no hay que comerse el coco para pedir. Pedimos un menú largo y uno corto, que se diferencian en que el corto tiene una carne y un postre menos.

Nos pusieron para empezar unos panes, un trozo de trigo blanco y otro de kamut, una variedad de trigo rescatada del olvido gracias a unos granos encontrados en una tumba del antiguo Egipto. Que historia más bonita para empezar la cena, y es que en Montia todo es así... natural, sorprendente, biológico y ecológico. De aperitivo nos ponen un cuenquito de una riquísima mantequilla casera de una granja de la sierra, que duró un suspiro.

Empieza el espectáculo.

Aperitivos: bisque de cangrejo de río con emulsión de puerro y pamplinas, patata soufflé rellena de crema de boquerones en vinagre y ravioli de pollo al chilindrón.

Entrantes: salpicón de mejillones con pesto y emulsión de cítricos, tostada de espelta con queso de cabra batido y frutos rojos, judías verdes marinas (una especie de alga) con huevas de trucha y salsa holandesa y un aperitivo de barbo en escabeche (pescado el día anterior por el cocinero, no es broma).

Pescado: bacalao asado con guisantes lágrima, emulsión de los propios guisantes y puré de avellanas.

Carne: pularda marinada asada bañada con caldo de carne casero. Y hasta aquí el menú corto. Extras del largo: Riñón de lechal a la brasa, servido en una teja con una brasa para mantener el calor y el aroma, y liebre a la royal con gnocchi de patata y remolacha.

Prepostre: Tabla de quesos de la sierra de Madrid de cabra, oveja y vaca servidos en una pizarra con compota de frutas acompañados de un té de pera frío para desengrasar. Postre: Sopa de frutos rojos con helado de wasabi. Postre extra del menú largo: Una falsa piña con helado y bizcocho.

Para beber, rechazamos el maridaje porque no nos gusta mezclar bebidas, y pedimos que nos pusieran un vino que le fuera bien al menú. Nos pimplamos una botella de vino blanco ecológico de albillo de Cebreros del que no recuerdo el nombre, criado en tinaja de barro y barrica, un poco ajerezado, convenientemente decantado para la ocasión. Agua traída de la fuente de la Concha del Monte Abantos servida a discreción.

No me entretengo en describir el sabor de los platos porque estaban todos deliciosos, a cual mejor. Todos acompañados y aromatizados con pétalos de flores y hierbajos de la zona que les daban un sabor especial, una locura. En resumen, tres horas de absoluto disfrute. Servicio simpatiquísimo (6 camareros para 7 mesas). Todos los platos perfectamente explicados y servidos a su debido tiempo. Atentos a rellenar la copa y servir pan.

Con café servido en su cafetera italiana (ecológico por supuesto) y una cervecita La Cibeles de grifo, salió por poco más de 100 euros (unos 50 por barba). Un chollazo. Si algún día monto un restaurante me gustaría que fuera como Montia. Como decía al principio, no me extraña que sea tan difícil reservar. Y peor que se va a poner en cuanto le den la estrella michelín, que sin duda se merecen.
Por cierto, si es cena, recomiendo quedarse a dormir en el Real Sitio, que fue lo que nosotros hicimos. Un acierto total, je, je...

  • Tabla de quesos

  • Pularda

  • Aperitivos

  1. #1

    JaviValencia

    Enhorabuena por el disfrute en uno de los grandes de la sierra. Un espectáculo tal y como bien has dicho. Yo disfruto a lo grande las veces que lo visito.

    Saludos

  2. #2

    Benavente

    Lo tengo pendiente y marcado con círculo rojo. Pero comentarios así hacen que lo remarque más aún.
    un saludo ,
    Adolfo Benavente

  3. #3

    Abreunvinito

    Muchos veremeros que lo recomienda, significa valor seguro.
    Buen disfrute

  4. #4

    Kraut

    Lorden, ¿ fue premonitorio lo tuyo? ¡ consiguieron la estrella Michelín! Hay que ver lo que sabes... Por mi parte, darles la enhorabuena a estos chicos. Yo he estado dos veces y las dos salí encantado. Me alegro que lo disfrutases igual que yo.

  5. #5

    Lorden

    en respuesta a Kraut
    Ver mensaje de Kraut

    Vaticinar una estrella a este restaurante no tiene mérito, porque en él la comida es extraordinaria y todo funciona como un reloj. La verdad es que estoy deseando volver, pero ahora con la fiebre de la estrella se va a poner complicado. Espero que no aprovechen para subir los precios. Un saludo.

  6. #6

    Kraut

    en respuesta a Lorden
    Ver mensaje de Lorden

    Yo de restaurantes con una estrella Michelín tengo muy poca experiencia ( solo Coque de Sandoval y ahora éste) y desde luego me quedo con Montia de lejos, por todo. Y teniendo en cuenta la RCP ya no digamos, por goleada a domicilio. Ojalá no suban mucho los precios, una visita de vez en cuando no me la quiero perder.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar