Restaurante Casa Manolo: Camuflado perfecto


En la alegre villa marinera de A Pobra do Caramiñal (A Coruña) en plena Ría de Arousa, topamos por azar con este camuflado restaurante más parecido a un bar que otra cosa. Nada que ver con alguno de los restaurantes de más pedigreé del lugar (Castelo...), pero una pizarra de las típicas de los menús apuntaba unas maneras que nos parecieron muy atractivas, "hoy tenemos: almejas a la marinera, chipirones encebollados, empanada casera y merluza del pincho".
Cinco mesas grandes de madera maciza en un comedor/bar de lo más sencillo.
Manolo casi susurrando, se ofreció directamente a aconsejarnos: "las almejas hoy están de vicio y si queréis después os guiso una merluza. No os quedaréis con hambre". Sea pués!!.
Pronto apareció en la mesa un aperitivo formado por 4 pinchos de tortilla de lo más apetitosa y 2 trozos de empanada de zamburiñas aún templada y con la masa crujiente.
Finalizado el aperitivo, se sentaron a la mesa sus majestades almejas babosas. No sé cómo calificarlas. Sublimes tanto la calidad de la mismas, como la cocción, la salsa marinera...hacía tiempo que no disfrutaba tanto con este plato...hubiéramos comido sólo almejas...
Aún tristes por el recuerdo de las almejas, apareció sobre una tabla de madera de las del pulpo, una cazuela con la merluza guisada. Sencilla en su preparación pero deliciosa. Qué rica!! Dos toros para cada uno. Más que satisfechos.
Acompañamos el festín con un Rías Baixas, Val de Meira, 100% albariño. Ligeramente afrutado y bien fresco fue el acompañante perfecto.
60 euros tuvieron la culpa.
Manolo, nos dijo no tener tarjetas, así que después de insistir nos puso en un papel de libreta un sello con los datos...y con esa típica retranca "gallega" también nos explicó que algún presidente del gobierno y más de un juez estrella tuvieron que esperar más de media hora a que acabaran otros comensales, ya que no acostumbra a reservar mesa, salvo para los lugareños...
Volveremos para verificar que no fue un espejismo.

  1. #1

    Manolitocucharas

    ... y desde luego y afortunadamente, no fue un espejismo!!

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar