Cerveza muy apetecible y notable.

Esta cerveza, junto con otras dos Paulaner, la encontramos en la tienda de bebidas debajo de mi casa. Quiero decir que me trae muy gratos recuerdos, pues mis primeros trabajos como profesional de la cerámica los realicé en Alemania y allí descubrí esta cerveza de trigo oscura que me traía por cajas en mi Seat Ibiza Sport allá por 1.991 (hace 29 años!!!). La verdad es que fue como si hubiera encontrado la piedra filosofal de las cervezas, me pareció algo realmente sublime por aquel entonces. Pero vamos a lo nuestro. La tuvimos en la nevera un ratito y la sacamos para proceder con su valoración a 9.5°C. Servimos en la copa larga especial para estas cervezas de trigo.

VISUAL: Presenta un bonito color ambarino cobrizo y algo turbio con una espuma de tonalidad crema de burbuja muy fina y bastante persistente (95).

OLFATIVA: Los primeros aromas que encontramos son de finas levaduras. Enseguida asoman intensas notas frutales de plátano muy marcadas acompañadas por dulzones especiados de canela y un sutil toque acaramelado. De fondo se insinúan finos apuntes de bollería. Notable su complejidad con una intensidad media (87).

GUSTATIVA: En boca es muy cremosa, con un carbónico perfectamente integrado y abundante mientras que el grado alcohólico resulta poco perceptible. Paso por boca suave y muy amable que da paso a unos aromas retronasales a caramelo quemado con sutiles atisbos cítricos de corteza de naranja. Post-gusto dulzón y amoroso, de cuerpo medio, con recuerdos de plátano y cereal tostado aunque su persistencia es de apenas un minuto. La verdad es que es muy fácil de beber pero quizás nos esperábamos más influenciados sin duda por el recuerdo que teníamos de una cerveza excepcional, con ese precioso color y esa turbidez. No obstante es una cerveza muy apetecible y notable aunque gracias a Dios hemos descubierto todo un mundo de cervezas mejores (87).

La RCP la dejaremos en correcta pues nos costó 2.80 euros al cambio el botellín de 0.5 ls.

MARIDAJE: Nos la tomamos en una minicena que consistió en unas tostas con pan de nueces de macadamia con orégano y unas longanizas cuencanas. Exquisito maridaje esa combinación de sabores especiados y grasos de las salchichas con el toque dulzón y tostado de nuestra cerveza, uhmmm... qué rico!!

Salud-os!!

  1. #1

    Expatriator69

    Fotos:

    • La cerveza

      La cerveza

    • A 9.5°C

      A 9.5°C

    • Con las tostas de longanizas cuencanas

      Con las tostas de longanizas cuencanas

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar