Leffe Blonde

Cerveza Leffe Blonde

Puntuación de la cerveza
Puntuación sobre 100:
93
Puntuación Media:
8,7
Calidad-precio:
7,7

Cervecera: Abbaye de Leffe
País: Bélgica
Tipo de cerveza: Otros
Graduación (vol): 6,60%
Envase: Botella
Precio aproximado:
Descripción
Otras cervezas catadas de esta cervecera

9 Opiniones de Leffe Blonde

Una de las buenas cervezas comerciales de Bélgica de color amarillo algo tostado con buena espuma blanca. En nariz aromas golosos a cereales y lúpulo. En boca entra muy bien, fresco y muy agradable, frutal y muy fácil de beber. Es la primera cerveza que probé en Bélgica en una brasserie cerca del hotel.

he cumplido la "meta" que me he propuesto para repetir ficha de cata y me dispongo a ello. En esta ocasión tambié3n he disfrutado alguna botella de 750 cl., por cierto con mejor calidad que las "pequeñas".

Las sensaciones en nariz siguen siendo muy semejantes a la valoración anterior, sobresalen los toffés, tostados, toques dulzones y cereales.

La boca es bastante agradable, fácil de beber, aunque tiene cierta complejidad, vuelven los tostados, los toques dulces, el toffé y cereales, final con buena persistencia.

Color amarillo amielado, reflejos ambarinos, ligera turbidez, espuma blanca y densa, con persistencia media.
En nariz tenía una intensidad media con notas de cereales, tostados, cítricos (membrillo), dando un conjunto agradable e interesante.
En boca tiene cuerpo media, buen equilibrio entre las sensaciones dulces de caramelo de toffee con unos amargos equilibrados, presencia de carbónico ligera, no se aprecia los grados de alcohol que tiene, hay frutas (pera, plátano), especias (pimienta, nuez moscada y canela). Persistencia correcta.

Una cerveza belga interesante

Aunque ya la había probado, me he decidido a hacer una cata de esta cerveza. La he conseguido en Mumbai, desafortunadamente a un precio desorbitado de 300 Rupias, unos 3,5 euros y por ello la RCP la pongo floja. En España a 1,30 euros por botella, la calificaría como muy buena. En fin, vamos a la cata:

VISTA: Color amarillo miel, ambarina, presentando una ligera turbidez y una espuma muy blanca y densa.

NARIZ: Quizás debido a que me la tome muy, muy fría (que es como me gusta la cervezorra, sobre los 3-4°C), en nariz tenía una intensidad baja, pero aun así eran tímidamente apreciables algunas notas tostadas con algo de café y membrillo.

BOCA: Es aquí en donde me maravilla esta cerveza. En boca es dulzona, puro caramelo de toffee con un carbónico apenas perceptible. Los 6,6 grados de alcohol pasan inadvertidos...como entra !! En retronasal las notas frutales de pera y plátano y otras especiadas de nuez moscada y canela junto con unos deliciosos recuerdos de galleta María y de nuevo algo de membrillo, hacen de este brebaje un suculento néctar digno de los más díscolos dioses belgas, je,je... De persistencia media-larga. En conjunto me resulta agradable, muy sabrosa y deliciosa de beber, me encanta. La verdad es que con ese cuerpo serrano me pidió algo sólido para acompañar.

Así pues, le hice una pequeña fiesta y fue debidamente maridada con un guisito de cordero previamente sofrito con ajitos, zanahoria, romero y tomillo y guisado dos horitas. Pero qué rico Dios mío !!

El color es amarillo cobrizo con toques marrones, bastante espuma blanca y durarera.
Los aromas son de frutas dulzonas, toffé, cereales, pasas, lúpulo y flores.
La boca esta muy bien, el paso de boca es largo, fresco y muy agradable, recuerdos de pasas, toffé y frutas, muy rica y fácil de beber, ademas con una buena persistencia.
La bebo hace muchos años y siempre he comentado, que me parece una digna hermana pequeña de la Rochefort.
Cuesta sobre un 1,30-1,40, por lo que me parece una muy buena RCP.

A la vista de color ámbar, limpia, brillante con buena espuma blanca y cremosa que no llega a desaparecer.

En nariz se muestra fresca, floral y herbácea.

En boca me resulta densa, cremosa, con carbónico grueso que te invade de forma agradable, de fondo dulzón, vuelve el plátano a la palestra. Y para finalizar un postgusto con leves amargos y algo licoroso.

Fácil de encontrar en grandes superficies. Su precio 1,30 €.

Siendo una Leffe qué duda cabe de que me encanta. No obstante, de la marca antes elegiría otras con más personalidad.

 Color ámbar rojizo oscuro con poca espuma blanca.
 Sus aromas de lúpulo, malta, son poco intensos.
 su entrada en boca es fresca y amargosa, amargor que se encuentra bien balanceado con su buena graduación alcohólica (6,6%), dando un buen cuerpo y estructura. Buen sabor.

Cada vez me gusta más, le encuentro el tostado y el dulzor justo, luego es equilibrada. Buena espuma, destaco sus notas de membrillo y plátano tanto en nariz como en boca, levaduras, de trago fresco y buen cuerpo, cremosa.
Podría ser para comer, pero hace tiempo que las cervezas son para mi un refresco.

Color amarillo cobrizo, ligeramente mas rojizo que la típica cerveza rubia como su nombre lo indica.
No es demasiado espumosa.
Aroma a malta con una nota ligeramente dulzona, a miel.
En boca es increiblemente muy suave. Amargor muy medido. Cremosa.
Sabor de buena intensidad, y sin embargo no es pesada.
Me ha gustado mucho.
Nota:
En América, por lo general, estamos acostumbrados a cervezas con menos amargor que en Europa, y no demasiada espuma.
El precio no lo se en euros. Aqui se compra en una empresa de especialidad, por lo tanto existe un sobre precio. Sin embargo, esta era de las que tenian el precio mas razonable.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar