Le Clos des Fées 2005

Vino Le Clos des Fées 2005

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
95
Puntuación Media:
8,9
Calidad-precio:
7,0

Bodega: Clos des Fées
D.O./Zona: Côtes du Rousillon Vilages
País: Francia
Tipo de vino: Tinto
Graduación (vol): 15,00%
Varietales: Syrah, mouvèdre, garnacha y cariñena a partes iguales
Precio aproximado: De 50 a 99,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: crianza en roble nuevo

Varietales: Syrah, mouvèdre, garnacha y cariñena a partes iguales

Consumo: 2011 - 2015

Envejecimiento: Intervalo de consumo recomendable: 2011 - 2015.

9 Opiniones de Le Clos des Fées

Probado en las avanzadas de Vilaviniteca, comparando con el del 2015, todavía por hacer, pero ya fino y delicado. Un vino que aguantará años con su finura y elegancia. Muy bueno.

!Qué gran vino! y como va ganando...Es una delicia disfrutar de sus aromas a fruta madura y de la elegancia en boca. Es un placer.Sedoso, elegante, sabroso. Un gran placer. Mi última botella. !!

Al cabo de años vuelvo a probar este gran vino de Hervé Bizeul. Sus aromas a fruta madura intensos y la elegancia en boca lo convierten en un vino con una fragancia y una maravilla en boca. Vino con taninos muy finos y muy mineral, veo que con el tiempo va ganando, y es un auténtico placer el saborearlo. Gran vino.

Picota con capa alta , borde fresa, espejo limpo, con lagrima muy corta que no tinta la copa.
Nariz muy cerrada al principio, luego deja a paso a frutas negras muy maduras sobre un fondo de cuero y cafe. Mas tarde aparecen frutas rojas, especies (pimienta negra), minerales y cacao. Todo un espectaculo de potencia y de versaltilidad en nariz

Paso por boca con cuerpo alto , sabor frutal intenso , casi compota , que con el paso del tiempo se rebaja y establece fluidez sin perder potencia. Toques dulce en el postgusto con taninos integrados.
Post gusto largo

On ne présente plus le trop médiatique Hervé Bizeul : il se présente tout seul. Son grand vin noir et corpulent est bourré de fruit confituré jusqu'à la gueule comme un canon.
Je n'aime pas ce type de produit trop spectaculaire, issu de petits rendements, de raisins rôtis et de chêne grillé : dans mon esprit, les fées sont plus fines.
Notons que pour 50 €, l'amateur de vins subtils peut s'offrir une bouteille de Viña Tondonia Gran Reserva 1991, à l'image de l'exquise María José López de Heredia.

Impressionant vi del senyor Bizeul. Les fades d'aquest clos (i també la tramuntana) li donen potència, complexitat, mineralitat i una gran estructura.
Decantat 4 hores.
Color picota fosc, de capa alta amb un rivet ben prim granat fosc.
El nas comença un pèl tímid a copa parada, però en airejar desplega fruites negres madures, sotabosc mediterrani, fustes fines i cacau amb molt bona intensitat i una complexitat creixent al llarg del tast. Algun toc especiat acaba de complementar un conjunt molt rodó.
L'entrada en boca és majestuosa, com un Rolls Royce, amb potència, amb la fruita per davant mostrant tota la seva maduresa, amb els tanins presents que condueixen la xocolata negra i la regalèssia per tota la boca, amb un punt mineral de fons. Final llarg i plaent. Gran vinàs.
En una visita fa un parell d'anys al celler del Clos des Fées al poblet de Vingrau (impressionant), vaig poder tastar tots els vins de l'Hervé Bizeul, i ja va ser aquest el que em va agradar més. Aquesta ampolla ha estat una confirmació d'aquest gran vi.

Vuelvo a probar este gran vino de Hervé Bizeul del Rousillon y realmente vuelvo avibrar con esos aromas de gran nitidez, a fruta madura, y esa entrada en boca potente y con cuerpo, pero suave y elegante. Muy largo y extraordinario.

Color oscuro, brillante violeta intenso. En náriz se notan unos aromas de gran nitidez. Aromas a confitura, fruta madura, arándano negro, compota. En boca, es carnoso, potente, con cuerpo. Pero al mismo tiempo, suave en boca, con taninos finos, puede ser que no tanto como el del 2001, pero aun le queda tiempo en botella. Muy largo. Es voluptuoso. Si no se ha decantado se perciben aromas y gustos minerales, pero después de dos horas es un vino que conjuga de maravilla el poder y la fragancia de la fruta, gran protagonista aquí. Sí, estoy de acuerdo con que es un vino muy mediterráneo y recuerda a algunos grandes de esta zona.

Muy cubierto, pero brillante. Lágrima densa que tiñe la copa. Nariz poderosíssima, madura, balsámica. Compota. Agradece el oxígeno de la decantación. En boca es potente, con mucho cuerpo, pero con suficiente armonía. Va evolucionando a mejor en la copa. Muy mediterráneo, me recuerda muchísimo al Perelada Ex Ex 6 o incluso al memorable Garbet 2001. Sigue unos parámetros que lo hacen más apto para la degustación pausada que para la mesa. Es un placer dejarse seducir lentamente por su potencia envuelta en un cuerpo suave y aterciopelado. Magnífico.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar