Placeres vinícolas

Cata Internacional en Bodega Selección

El pasado día 5 de octubre asistimos en Bodega Selección de Alicante a una interesante cata de vinos internacionales en la que pudimos degustar más de 20 vinos de 9 países diferentes. Algunos ya los había probado en anteriores eventos, otros eran desconocidos para mí, y hubo más de un vino interesante de los que no me importaría hacerme con algunas botellas.
Como siempre, empezamos por los espumosos, donde nos encontramos con algunos conocidos. La sidra de pera Eric Bordelet Brut (Sidra de Peras, Normandía, Eric Bordelet) mostró un color amarillo ambarino, con aromas de fruta blanca ácida y ceras, y un paso por boca con buena acidez y un punto de dulzor; bien. Un espumoso rosado de Chile, Santa Digna Estelado Rosé 2017 (Valle Central, Chile; espumoso 100% Uva País, Rescate & Tradición La Causa), de color rosa muy pálido y burbuja fina, reveló en nariz aromas de frutillos rojos y frutos secos, y en boca una buena acidez con un carbónico algo marcado; no está mal. Otro conocido es Mosca To 2017 (DOC Moscato d'Asti, 100% Moscato Bianco, Gianluigi Bera), de color amarillo brillante, con aromas de piel de uva y fruta tropical, rico pero algo pasado de dulzor; no es mi Moscato favorito.
Empezamos con los blancos con uno de los que a priori era, para mí, uno de los pesos pesados de la cata, Domaine Nathalie et Guilles Fevre Chablis 2017 (AOC Chablis, blanco con crianza con sus lías 100% Chardonnay, Domaine Nathalie et Guilles Fevre), que viste de color amarillo muy pálido, con aromas tostados, de jazmín y cítricos, y que tiene una acidez fresca, con recuerdos cítricos y un agradable amargor; me gustó bastante. De Grecia y de la mano de Ktima Gerovassiliou probamos el Ktima Gerovassiliou Malagousia 2016 (DO Epanomi, blanco con crianza 100% Malagousia, Ktima Gerovassiliou), de color amarillo alimonado, buena intensidad aromática de fruta blanca y de hueso con un punto animal, y paso por boca amargoso, seco, con recuerdos ahumados y buena acidez; un vino diferente. Nos fuimos a Alemania, en concreto al Palatinado, para catar el Villa Wolf Pinot Gris 2017 (DO Pfalz, blanco joven 100% Pinot Gris, Weingut Villa Wolf), un vino de color amarillo muy pálido, con poca intensidad aromática donde destacaban la fruta tropical y el melocotón con un fondo de hierbas, y que en boca es frutal, de buena acidez y algo abocado; me pareció un vino sencillo y rico. Viajamos a Francia para probar Le P'tit Blanc du Tue Boeuf 2017 (Vin de France, blanco con reposo en acero 100% Sauvignon Blanc, Clos du Tue-Boeuf), un vino de Loira de color amarillo alimonado pálido, aromas cítricos y de flores blancas, y paso por boca cítrico, con buena acidez y algún toque ahumado; me gusta. De nuevo a Alemania, ahora al Mosela, con el Dr. Loosen Gray Slate Riesling 2016 (DO Mosel, blanco joven 100% Riesling, Dr. Loosen) de color amarillo brillante, con aromas cítricos, fruta blanca y una puntita de caucho, y en boca con una acidez alegre, un mínimo dulzor, cítrico y fresco; muy rico y con evolución por delante. Desde Alsacia vino el Scherer Gewürztraminer Reserve 2017 (AOC Alsace, blanco joven 100% Gewürztraminer, Andre Scherer), con un color amarillo pálido muy bonito, aromas francos a rosas y talco con fruta blanca, y en boca algo justo de acidez, algo graso y con cierto dulzor; un vino rico pero que satura.
Pasamos a los tintos, empezando por Chile con su Santa Digna Carmenère 2016 (Valle Central, Chile; tinto con crianza 100% Carmenère, Rescate & Tradición La Causa) de color granatoso de capa media, con aromas de fruta roja confitada, toffee y caramelo; paso por boca seco, de buena acidez, algo maderoso y con un tanino aún marcado; no me entusiasmó. Nos fuimos al Ródano de la mano del Cave Saint Desirat Vin de pays Ardèche Syrah 2016 (Vin de pays Ardèche, tinto joven 100% Syrah, Cave Saint Desirat) de color picota de capa media con joven ribete violáceo, inicialmente bastante reducido, dejó paso a violetas, notas animales y frutos negros, y en boca se reveló alegre, frutal, seco, con un tanino elegante; me gustó este vino, muy disfrutable. Desde el Languedoc vino Le Temps Fait Tout 2016 (Vin de France, tinto con crianza en acero y fibra de vidrio, 50% Cariñena, 25% Garnacha, 25% Syrah; Rémi Pujol), vistiendo de color picota muy cubierto, con unos aromas extraños como de verdura cocida y barnices, que dejaban aparecer muy poca fruta, en boca si se reveló algo más frutal y con aromas que recordaban totalmente al queso Camembert; no sé si era esta botella, pero no me gustó. Seguimos en Francia, con Sextant Bourgogne La Fleur Au Verre 2016 (AOC Bourgogne, tinto con crianza 100% Pinot Noir, Sextant), de color granatoso de capa media, tras liberarse de la reducción reveló fruta roja y hojarasca, pasando por boca con buena acidez, recuerdos de fruta ácida, frescor y un punto de verdor; me gustan estos vinos. Nos vamos a Italia, a la Toscana, para probar I Grotti 2016 (DOCG Chianti Classico, tinto con crianza, 100% Sangiovese, Campagnola) tiene un color atejado de capa baja, con aromas tostados y especiados sobre un fondo de fruta negra madura, y un paso por boca seco, afrutado y con un tanino muy fino; parecía algo evolucionado para un 2016, pero estaba muy rico.
Ya con unos cuantos vinos catados, y tras un breve descanso, nos desplazamos a Sudáfrica para probar el Cappupino Ccinotage 2016 (WO Costal Region, Sudáfrica; tinto con crianza 100% Pinotage, Bolland Celler), un vino de color granate de capa media, con un pelín de reducción que dio paso a hojarasca, café torrefacto y frutos rojos y que en boca es seco, tánico y algo especiado; no me terminé de aclarar con este vino. De vuelta al Ródano con el Petit Ours 2016 (AOC Côtes du Rhône, tinto con crianza 100% Syrah, Matthieu Barret) que tiene un color picota granatoso de capa media, con aromas de frutos rojos, lácteos, caramelo y notas florales, y que en boca es algo tímido, frutal y con una acidez comedida; fresco y rico, me gustó. No salimos de Francia, pero viajamos a Burdeos de la mano del Mouton Cadet Réserve Saint-Émilion 2016 (AOC Saint-Émilion, tinto con crianza, 87% Merlot, 13% Petit Verdot, Château Mouton Cadet) que mostró un color picota de capa media alta, con una nariz elegante marcada por las maderas finas, grosellas y notas especiadas y que en boca es seco, frutal, con tanino muy fino; un vino muy rico, de los mejores de la cata. Saltamos hasta Argentina de la mano del Dante Robino Malbec 2016 (Mendoza, Argentina; tinto "puesto en contacto con roble americano" 100% Malbec; Dante Robino), de color rubídeo de capa baja, con fruta roja y negra caramelizada y algún especiado, pasando por boca con buena carga frutal y buena acidez; un vino rico, sin alardes. De nuevo a Italia, a la Toscana, con el Rosso di Montalcino Campo di Marzo 2014 (DOC Rosso di Montalcino; tinto joven 100% Sangiovese, Il Valentiano) de color algo atejado y capa baja, reveló aromas de fruta negra madura, caramelo y café, y en boca se mostró frutal, seco, de buena acidez y con un tanino elegante; me gustó bastante. Volvemos a Burdeos para probar Dame de Respide 2015 (AOC Graves, tinto con crianza, 40% Cabernet Sauvignon, 60% Merlot; Château Respide Médeville) que viste de color picota bien cubierto, con aromas algo tímidos de fruta negra y especias y que en boca es algo tánico, frutal y de buena acidez; hay materia en este vino pero aún necesita años. Terminamos nuestro viaje sin salir de Burdeos, probando el Château du Courlat Cuvée Jean-Baptiste 2007 (AOC Lussac-Saint-Émilion, tinto con crianza, 100% Merlot; Château du Courlat) que viste un color rubídeo de buena capa, con barnices, fruta negra muy madura y maderas finas y que en boca tiene cierta elegancia, con taninos presentes y cuerpo medio; me gustaría probarlo de nuevo bien decantado y en mejores condiciones.
En total más de 20 vinos catados en una sesión larga, con resultado desigual pero en general muy agradable. A destacar el buen nivel global de los blancos, estando un poco por encima el Dr. Loosen Gray Slate y el Chablis de Fevre. De los tintos me gustaron varios vinos, sobre todo los del Ródano, y por encima del resto el Mouton Cadet Réserve Saint-Émilion y el Rosso di Montalcino Campo di Marzo, de los cuales seguro que me haré con algunas botellas.

Herramientas del blog


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar