La guía de vinos de Robert Parker

Autor: Juan Such ( 11 de Diciembre de 2000 )
Tema: Reflexiones

Nota: Este artículo fue publicado originalmente por el autor en enero de 1996.

Robert M. Parker Jr. es actualmente el crítico de vinos norteamericano más influyente en su país. Abogado de profesión, decidió en 1978 fundar una revista - The Wine Advocate - dedicada al mundo del vino.

La mayor parte de los resultados de sus catas a ciegas que aparecen en esta revista bimensual son recopilados cada dos años en una famosa guía de vinos, la Parker's Wine Buyer's Guide, editada por Simon & Schuster. Gracias a la amabilidad de un amigo que esta en USA he podido comprar la última edición de esta guía, la cuarta edición (publicada en 1995), que se edita desde la primera aparecida en el año 1987. Se trata de un tochazo de 1.200 páginas que aporta un montón de información sobre la situación actual del vino a nivel internacional.

Siempre me ha parecido interesante tener una visión de las cosas amplia y no quedarse en provincialismos miopes. Si se quiere aumentar la aceptación del vino español en el mundo -a pesar de que esto ocasione subidas de precios para los consumidores nacionales- hay que conocer los criterios de calidad dominantes en la escena internacional y la imagen que se tiene de los vinos españoles.

En este artículo no voy a entrar en muchos detalles sobre esta impresionante guía. Sólo destacaré las cuatro características que más me han llamado la atención en una primera lectura durante una semana de vacaciones navideñas.

Primero, las economías de escala que hay en USA: el librito cuesta allí 25 dólares (unas 3.100 pts) y tiene una calidad de papel muy buena. Lo que más me ha sorprendido, sin embargo, es que no lleva absolutamente nada de publicidad, al igual que su revista, algo que busca no dejarse influir lo más mínimo por ningún productor de vino. Si lo comparamos con una publicación similar como la Guía de Vinos Gourmets (la mejor opción informativa sobre los vinos y D.O. españolas) nos encontramos con que ésta tiene la mitad de páginas, con una calidad de papel mucho peor y bastantes páginas de publicidad por un precio similar.

Segundo, la escasa relevancia que aún tienen los vinos españoles en el mercado internacional. El número de páginas dedicadas a los vinos españoles muestra esto claramente: mientras España tiene sólo 21 páginas (de las cuales cuatro se dedican a realizar una cata vertical de 23 Vega Sicilia desde la cosecha de 1939 hasta la de 1983), Francia tiene 535 (analizadas en nueve regiones diferenciadas, destacando la extensión dedicada a Burdeos, Borgoña - Beaujolais y Côtes-du-Rhône), USA cuenta con 248 páginas (California, con 220 páginas, es la región del mundo con más vinos catados en la guía, seguida por Burdeos), Italia tiene 125 (diferenciando las dos grandes regiones del Piemonte y la Toscana), Alemania 54 y Portugal 11 (casi todas dedicadas al Oporto). Países como Australia, Chile, Argentina, Nueva Zelanda, etc. aparecen en un apartado de 11 páginas titulado "The Best of the Rest". Total, que el vino francés, californiano e italiano monopolizan el 88% del texto de la guía. Mucho camino le queda por recorrer, por tanto, al vino español, del cual Parker destaca que se trata de un tesoro escondido de vinos tintos con una magnifica relación calidad-precio ("a treasure trove for red wine values"). En cambio, no deja muy bien parados a los vinos blancos y al cava. Globalmente considera que el vino español aún tiene un potencial no realizado.

Tercero, el sistema de puntuación de bodegas y vinos de Parker. Las bodegas son valoradas en un sistema con un máximo de cinco estrellas (extraordinario), seguido por cuatro (excelente), tres (bueno) y dos (normal). Según el propio autor esta clasificación que da es quizás la principal aportación del libro porque todos sus años de experiencia catando vinos le han hecho llegar a la conclusión de que es mucho más importante saber quién hace el vino que conocer los años de buenas cosechas en una determinada región. Por otra parte, la cata de los vinos se hace mediante un sistema de puntuación sui generis que se ha hecho famoso y es utilizado de forma similar por otras revistas norteamericanas tan influyentes como The Wine Spectator. La distribución de puntos se hace de la forma siguiente: Se da a cualquier vino 50 puntos de partida. El color y la apariencia tienen 5 puntos (normalmente se le suelen dar 4 ó 5 puntos porque todos suelen estar bien hechos gracias a la tecnología actual y la labor de los enólogos). El aroma y el bouquet reciben hasta 15 puntos. El paso de boca y posgusto reciben hasta 20 puntos. Finalmente, el nivel de calidad global y el potencial de evolución futura y mejora reciben hasta 10 puntos. Esto hace que los vinos puntuados con 90 o más puntos sean equivalentes a un sobresaliente, aunque hay una gran diferencia entre un 100 (en el libro aparecen una treintena de vinos con esta puntuación perfecta - la mayoría de ellos son un análisis actual de los mejores Burdeos del siglo y también hay varios Côtes-du-Rhône) y un 90. Entre un 85 y 89 es un notable alto y entre 80 y 84 notable bajo. En la guía aparecen muy pocas notas de cata de vinos con menos de 80 puntos, lo cual indica un claro sesgo hacia la descripción de vinos de elevada calidad.

Cuarto, la ética que asigna Parker al crítico de vinos. Los principales atributos que Parker considera necesarios en todo crítico enológico son, entre otros, los siguientes:

a) Independencia: No se debe aceptar la hospitalidad gratuita de las bodegas ni los comerciantes de vinos porque, como señala, pocos críticos están preparados para "morder las manos de los que les alimentan". Respecto a los vinos a catar, Parker compra, según él, más del 75% de los vinos que cata aunque acepta muestras de vinos gratuitas (que él dice no haber solicitado nunca).

b) Experiencia: es fundamental catar extensivamente y con una gran proyección internacional para identificar los puntos de referencia absolutos a tomar y conocer cuáles son los límites de calidad alcanzables. Esto exige una dedicación full-time: Parker dedica tres meses cada año a catar los vinos directamente en las bodegas productoras y de los otros nueve meses dedica seis y a veces siete días de la semana a catar y escribir. Otras de sus costumbres son catar de botellas enteras de vino, tener copas de cata profesionales con el tamaño y características adecuadas y catar -siempre a ciegas- el mismo tipo de vinos en cada sesión. No hay que olvidar que el prestigio actual de Parker ha sido ganado a pulso a base de una dedicación de auténtico fanático, creándose una reputación de incorruptible e infatigable. En 1993 se convirtió en el primer americano en el campo de la enología que recibió la Croix du Chevalier de l`Ordre Nationale du Mérite de manos de Mitterrand, uno de los dos mayores honores que concede el gobierno del país vecino.

c) Valoraciones de los vinos individuales: Las notas de cata emitidas por consenso (como hacemos en la Peña o se hace en la Guía Gourmets) suelen ser, según Parker, insípidas y normalmente no reconocen los vinos de gran individualidad y carácter porque al menos un catador encontrara algo objetable a esos vinos. Con palabras de Parker: "A look at the results of tasting competitions sadly reveals that well-made mediocrities garner the top prizes.(...) The opinion of a reasonably informed and comprehensive individual taster, despite the taster`s prejudices and predilections, is always a far greater guide to the ultimate quality of the wine than consensus of a committee. At least the reader knows where the individual stands, whereas with a committee, one is never quite sure." La polémica está servida.

d) Énfasis en aspectos cualitativos en la producción y elaboración del vino: Parker lanza una auténtica cruzada en contra de los productores con creciente producción por hectárea (lo que hace que los vinos posteriores pierdan carácter y concentración) y las prácticas que abusan de un excesivo filtrado, pasteurizado o proceso de pasado por frío (lo que dice supone aplicar una lobotomía al vino) para permitir que el vino pueda viajar sometido a temperaturas extremas y se mantenga estable. Por cierto, Parker considera que hay un tremendo potencial para los vinos ecológicos (producidos sin fungicidas, pesticidas o fertilizantes químicos, sin aditivos ni conservantes) en aquellas áreas que tienen grandes cantidades de sol y viento, el denominado clima Mediterráneo, citando específicamente las regiones francesas de Languedoc-Roussillon, la Provenza y Côtes-du-Rhône, así como California, Italia y partes de Australia, sin citar el Mediterráneo español.

En definitiva, un libro muy sugerente y recomendable a todos aquellos que quieran conocer mucho más sobre los grandes vinos del mundo desde una óptica internacional. Lo único malo de esta guía es que te muestra claramente lo mucho que nos queda por conocer -lo poquísimo que conocemos- de este complejo y apasionante mundo del vino.

 

RANKING DE PUNTOS DE ALGUNOS VINOS ESPAÑOLES CATADOS EN LA PARKER`S WINE BUYER`S GUIDE

VINO D.O. PTOS PVP (Ptas.)
VEGA SICILIA UNICO 1968 R. Duero 
98+
 
VEGA SICILIA UNICO 1970 R. Duero 
96
14.700
VEGA SICILIA UNICO 1975 R. Duero 
96+
 
VEGA SICILIA UNICO 1966 R. Duero 
95
 
VEGA SICILIA UNICO 1962 R. Duero 
95
 
VEGA SICILIA UNICO RESERVA ESPECIAL R. Duero 
93
16.400
VEGA SICILIA UNICO 1983 R. Duero 
93
9.300
MARQUES DE MURRIETA G.R. 1982  Rioja
93
2.400
VALBUENA 1989  R. Duero 
93
5.500
CLOS MOGADOR 1991  Priorato
92
 
DOMINIO DE VALDEPUSA Cab Sauv '92 S.D.O.
92
 
GRAN RESERVA 890  Rioja Alta
92
4.700
PRADO ENEA 1981 (G.R. Muga)  Rioja
92
 
CLOS DE L'OBAC 1990  Priorato
91
3.800
CASTILLO DE YGAY 1985 (Murrieta) Rioja
90
 
MUGA Reserva 1989  Rioja
90
1.550
REMELLURI Reserva 1989  Rioja
90
1.100
GRAN CREACIÓN 1991 L.Mancha
89
 
ALION 1991  R. Duero
89
1.905
VIÑA ARDANZA 1986  Rioja Alta
89
1.500
GRAN COLEGIATA Reserva 1987  Toro
88
 
ALBET I NOYA 1990 Tempranillo Penedés
88
 
MESONEROS DE CASTILLA Crianza '90  R. Duero
87
 
ARBOLES DE CASTILLEJO 1990  L.Mancha
87
 
VIÑA ALBERDI 1989  Rioja
87
750
SIERRA CANTABRIA Crianza 1990  Rioja
87
630
EVENTUM 90 Navarra
86
755

 

 

Copyright © Juan Such

Etiquetas: Guía de vinos · Robert Parker · Wine Advocate
Añadir comentario
0
Comentarios


Este sitio web usa cookies propias o de terceros para analizar la navegación del usuario. En caso de seguir navegando se entiende que acepta la política de cookies.
Aceptar